miércoles, 25 de marzo de 2015

Estudiantes israelíes reciben becas por su participación en ataques a la Franja de Gaza



La Universidad de Tel Aviv (TAU) recientemente otorgó becas a 850 estudiantes que participaron en el ataque militar de Israel contra la Franja de Gaza durante verano pasado.

La Universidad de Tel Aviv (TAU) recientemente otorgó becas a 850 estudiantes que participaron en el ataque militar de Israel contra la Franja de Gaza del verano pasado. "El Presidente otorgó las Beca por el servicio en la Operación Margen Protector", hasta 2.000 NIS por estudiante, fue concedido como crédito de matrícula para los ganadores.
Ya durante el ataque, en el que murieron unos 2.200 palestinos y resultaron heridos más de 10.800, el presidente de la Universidad de Tel Aviv Joseph Klafter, había anunciado que esas becas se pondrían a disposición a través de un campaña para recaudar fondos.
En el punto más álgido del ataque, TAU publicó en su sitio web en inglés de que "el Presidente Prof. Klafter expresó su profundo agradecimiento a los estudiantes que han dejado sus estudios para servir a su país, señalando que el objetivo de las becas es de ayudarles a alcanzar el tiempo de clase que se han perdido, para no poner en peligro la realización de sus cursos e investigaciones"
Klafter citó, además, que "muchos estudiantes y graduados de la TAU han servido en todas las guerras de Israel y las operaciones militares, incluido el actual conflicto, en los roles a lo largo de los distintos niveles de mando. Además, muchos de nuestros investigadores han ganado el Premio de Defensa de Israel por sus actividades en el servicio del Estado".
Los mejores de aquellos estudiantes que respondieron al llamado a filas y sirvieron por lo mínimo 7 días, pueden recibir hasta 2.000 shéqueles (506 dólares).
Copyleft: Toda reproducción de este artículo debe contar con el enlace al original inglés y a la traducción de Palestinalibre.org
Fuente: Alternative Information Center (AIC) / Traducción: Palestinalibre.org

martes, 24 de marzo de 2015

Madres sirias sin acceso a la sanidad dan a luz en un campo de refugiados libanés

Panorámica del campo de Shatila, en el sur de Beirut. Más de 65 años después de su creación, las vidas de sus residentes permanecen en suspenso, en el limbo, sin un estado propio y con escasos derechos dentro del Líbano. Mientras, nuevas generaciones crecen en un lugar creado sin la intención de ser un asentamiento permanente. Fotografía: Diego Ibarra Sánchez

Iman, madre de 4 hijos, sostiene a uno de sus bebés a las puertas de la unidad de maternidad de MSF en el campo de Shatila. Ha vivido refugiada en el Líbano durante los últimos tres años, después de haber huido de la guerra en Siria. Acude a la unidad de maternidad con regularidad para hacer un seguimiento de su bebé. “No tenemos nada. Mi esposo no tiene trabajo estable y luchamos cada mes para poder sobrevivir”. Fotografía: Diego Ibarra Sánchez

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) estableció en 1949, en Shatila (Líbano), un campo de refugiados para dar cabida a la afluencia de refugiados palestinos que llegaron después de 1948
MSF gestiona un centro de salud en el campo para atender las necesidades básicas de niños, mujeres embarazadas y pacientes con enfermedades crónicas
En enero, el centro se amplió con una unidad de maternidad a causa del aumento de las consultas de mujeres sirias embarazadas que no pueden hacer frente a los gastos que supone dar a luz en un hospital libanés.

Una familia de Gaza vivió 7 meses con una bomba israelí en su casa

La vida en Gaza, destruida por los bombardeos israelíes, revela nuevos horrores. Allí, una familia tuvo que vivir durante siete meses con una bomba israelí sin estallar en su casa por no tener otro lugar donde habitar.

La familia del funcionario Fadel Nassir, del barrio de Beit Hanoun en Gaza, tuvo que vivir más de siete meses con una bomba sin explotar, de 3 metros de largo y de más de una tonelada de peso, lanzada por un avión de combate israelí, informa 'The Independent'.
"Cuando volvimos a mudarnos aquí en agosto pasado había un montón de gente que nos acusaba de ser irresponsables. Pero les dije que nos sugirieran qué harían en nuestro lugar, ¿dónde se quedarían?", pregunta Fadel. Recién al cabo de siete meses, gracias a la ayuda de Ahmed Miat, un experto en desactivación de bombas, el peligroso artefacto fue finalmente retirado de la vivienda.
Los Nassir eran una de las 40 familias de Gaza que compartían su residencia con artefactos explosivos porque no tenían otro lugar para vivir: apenas ha habido una reconstrucción tras la ofensiva que Israel lanzó el verano pasado. Y el costo de las propiedades que hay disponibles para alquilar se ha incrementado en más del 200 por ciento.
Fuente: RT Actualidad

"Como israelí, me avergüenza que mi primer ministro sea un racista"

"Como israelí, me avergüenza que mi primer ministro sea un racista", sostiene el periodista Bradley Burston en relación a las apariciones del primer ministro Benjamín Netanyahu durante la campaña y después de ganar las elecciones, y afirma que "la única promesa que todos sabemos que mantendrá es que no habrá esperanza durante su próximo mandato".
"Esta semana hemos visto cómo funcionan realmente las cosas […], hasta dónde está dispuesto a llegar nuestro primer ministro [Benjamín Netanyahu] y a cuántos de nosotros venderá, difamará o vejará para mantenerse en aquello que le importa más que nada: su trabajo", comienza denunciando el periodista Bradley Burston en el periódico israelí 'Haaretz'.
SEPA MÁS SOBRE BENJAMÍN NETANYAHU AQUÍ.
"Como israelí, me avergüenza que mi primer ministro sea un racista", sostiene el periodista, explicando que "el día de las elecciones, sabiendo que todo el país podía verlo u oírlo, advirtió que 'el Gobierno de derecha está en peligro. Los votantes árabes están acudiendo en masa a las urnas. Las ONG de izquierda les están llevando en autobuses' […] ¿Cómo debían responder los judíos a la amenaza de las hordas árabes avanzando hacia las urnas? Su postura era explícita: 'Id a las urnas, llevad a vuestros seres queridos y votad al Likud'. 'Con vuestra ayuda y la de Dios, formaremos un Gobierno nacionalista que protegerá al Estado de Israel', dijo mi primer ministro".
Asimismo, Burston añade que para "que no haya dudas de cómo debemos verlo" hay que recordar que, cuando el primer ministro subió al escenario tras su victoria el pasado martes para pronunciar su discurso, "Netanyahu invitó al cantante Amir Benayoun a unirse a él. Su mensaje fue claro: si son religiosos y escriben una canción racista [en referencia a 'Ahmed quiere a Israel', que describe a los árabes como escoria y asesinos] su lugar está aquí, a mi lado".
"Me da vergüenza que mi primer ministro sea un tramposo. Me indigna que para ganar, en vísperas de las elecciones, su campaña desafiara la resolución de un juez y defraudara conscientemente a miles de israelíes haciéndoles creer que el líder del partido rival Kulanu, Moshe Kahlon, les pedía que cambiaran su voto a favor de Netanyahu", sostiene.
"Como israelí, me da vergüenza que mi primer ministro sea un mentiroso, un charlatán, un calculador, un cobarde desesperado […] me da vergüenza que mi primer ministro declare que millones de palestinos no tienen derecho a tener derechos", declara el periodista. "Durante esta semana, Benjamín Netanyahu nos ha hecho una promesa consistente: en su próximo mandato como primer ministro no habrá ninguna esperanza. Es una promesa que todos hemos creemos que puede mantener", concluye.

"Sin la guerra de Irak, ISIS no habría podido existir"

Loretta Napoleoni ha escrito varios libros sobre terrorismo internacional, en especial sobre las vías de financiación que utiliza y su impacto económico en Occidente. Ahora se ha atrevido a publicar un libro sobre ISIS ( El fénix islamista. El Estado Islámico y el rediseño de Oriente Próximo, publicado por Paidós), aunque reconoce que aún no se conocen elementos claves sobre el funcionamiento del grupo yihadista y que muchas de las informaciones que aparecen en los medios de comunicación son como mínimo inexactas. Cree que hay muchas diferencias entre el grupo que se autodenomina Estado Islámico y Al Qaeda, y está convencida de que sólo ha podido llegar tan lejos gracias a la guerra de Irak, originada tras la invasión norteamericana, y a la guerra civil de Siria, que ha convertido el norte del país en una especie de Estado fallido.
Sobre la amenaza del ISIS estamos oyendo ahora las mismas frases y pronósticos que escuchamos sobre Al Qaeda después del 11S. ¿Por qué deberíamos estar ahora más preocupados?
Estado Islámico es un Estado, Al Qaeda nunca lo fue. Se quedó en el Afganistán de los talibanes. No tenía un control de ese territorio. Al Qaeda tenía como objetivo final el califato, pero fue siempre como un sueño para ellos. Su objetivo era atacar lo que se llamaba el enemigo lejano, principalmente EEUU. Fue una organización tradicional saudí, muy piramidal. No fue una organización horizontal, como es el Estado Islámico. Al Qaeda fue un producto de la guerra contra los soviéticos, financiada por EEUU y los saudíes.
El origen de Estado Islámico es diferente. El grupo inicial surge del salafismo radical de Jordania que se opone a la decisión del Gobierno jordano de reconocer a Israel. El enemigo no es EEUU, es un enemigo muy cercano, el Gobierno de Jordania. Su filosofía política consiste en luchar contra los gobiernos corruptos de Oriente Medio. El objetivo del grupo de Al Zarqaui (líder de Al Qaeda en Irak, grupo del que formó parte el actual líder del ISIS) fue siempre constituir el califato y después empezar una guerra de conquista.
ISIS es producto de dos guerras, la de Irak y la de Siria. Sin esas guerras, es imposible que se hubiera desarrollado tanto. Sin los errores de otros actores, no hubiera ampliado su poder.
Sí, sin la guerra de 2003 (la invasión de Irak) ISIS no habría podido existir. No sería un grupo tan fuerte ni tan organizado. Sus miembros son profesionales de la guerra. Llevan una generación entera luchando. En 2010 era un grupo muy débil después de que Amanecer de Irak (las tribus suníes) se enfrentara a ellos. Por eso, cruzaron a Siria, donde prosperaron gracias a la guerra civil.
No puede haber califato sin califa. ¿Qué sabemos de Al Bagdadi, su líder?
Tiene la autoridad religiosa que Al Zarqaui no tenía. Tiene un conocimiento profundo de la teología y también la autoridad política, porque al salir de Camp Bucca (la prisión norteamericana en Irak donde Bagdadi estuvo preso varios años) fue elegido líder del grupo. Hasta ahora, no sabemos bien si la decisión de crear el califato procedió sólo de él o de un grupo. No se conoce muy bien la estructura de la dirección del grupo. Lo que sabemos es que todos son iraquíes, no hay sirios u otros extranjeros. Tienen mucho pragmatismo en sus relaciones con la población local suní, como la decisión de dejar la explotación de recursos petrolíferos o el agua a la población local, creando empresas comunes.
Decía que es una organización horizontal. ¿Eso quiere decir que muchas decisiones sobre el terreno no las toma Al Bagdadi, sino los jefes locales?
Sí, los grupos que luchan tienen como referencia a sus jefes locales a los que juran lealtad. Su funcionamiento es horizontal y eso les va muy bien.
En los últimos días tropas iraquíes intentan recuperar Tikrit con la ayuda de Irán. ¿Puede ser eso una ayuda indirecta a la propaganda de ISIS en Irak y Siria?
La propaganda de ISIS dice que los iraquíes chiíes están luchando junto a los iraníes, y que sólo ellos son los auténticos defensores de los suníes. El califato es suní y se establece sobre un territorio suní. La presencia de tropas extranjeras, como iraníes, sería una confirmación de lo que ellos dicen.
Hay muchas teorías que denuncian la connivencia entre el Gobierno de Asad e ISIS. ¿Debemos tomarlas en consideración?
El Gobierno de Asad sólo controla el sur y el este del país. En el norte imperan los grupos yihadistas. Asad no puede reconquistar el norte, y por eso la mejor política para él es quedarse donde está y seguir defendiéndose. Si los yihadistas luchan entre ellos, como está ocurriendo, tanto mejor para Asad. Ahora estamos viendo que el trabajo de luchar contra ISIS lo hacen los norteamericanos con los drones y los ataques aéreos. Es una situación casi surrealista.
¿Cuál es entonces la prioridad para ISIS? ¿No es tanto derrocar a Asad, sino consolidar su dominio en las zonas que controla?
La prioridad para ISIS es desarrollar el califato y conquistar Bagdad. Para ellos sería una gran victoria simbólica por lo que representa Bagdad. Pero no creo que esté a su alcance conseguirlo. Su potencia militar no es suficiente para eso.
Los gobiernos europeos afirman que la amenaza de ISIS sobre Europa es de la máxima gravedad. ¿En qué se basan para eso?
Eso es propaganda porque hay que justificar el gasto militar y el uso de drones en Oriente Medio. No supone una amenaza tan grande como la de Al Qaeda, que tenía una organziacion centrada en lanzar ataques sobre Occidente. El máximo interés de ISIS es desarrollar su califato en Oriente Medio. Los ataques en Occidente son llevados a cabo por gente que quiere hacer algo por la creación de ese califato pero que no puede ir allí para luchar. El mensaje que les llega es 'haced lo que podáis por el califato', pero ISIS no está en condiciones de controlar esos ataques. La amenaza no es tan grave, pero es grave en el sentido de que puede haber un ataque en cada lugar de Europa. ¿Cómo parar estos ataques cuando no hay una organización que los dirija y las personas que lo hacen no tienen contacto con ese grupo?

Dia de la tierra Palestina


domingo, 22 de marzo de 2015

Silencio en la Escandalera por Irak

Decenas de personas acudieron ayer a la plaza de la Escandalera en respuesta al llamamiento organizado por el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe para guardar silencio por el décimo segundo aniversario del inicio de la guerra de Irak, bajo el lema "Irak, 12 años sin culpables". En la fotografía, los manifestantes.

martes, 17 de marzo de 2015

Ser menor, palestino y juzgado ante un tribunal israelí

Según un informe de la ONG Wadi Hilweh Information Center, las fuerzas israelíes arrestaron a 700 menores en Jerusalén, de los que 70 solo tenían 13 años o menos
"Israel es el único país del mundo que sistemáticamente procesa a menores ante tribunales militares", critica Unicef
Entre 2013 y septiembre de 2014, Unicef recogió los testimonios de 208 menores palestinos que aseguraron haber sufrido malos tratos durante las primeras horas de su arresto
Ubaida Ayesh (de 7 años). Islam Zeitun y Udai Rayabi (ambos de 9). Los tres niños, residentes del barrio de Siluán en Jerusalén, fueron detenidos por las fuerzas israelíes en 2014 según los datos de la ONG Wadi Hilwe Information Centre, que cifra en 700 los menores arrestados en Jerusalén el año pasado. Las organizaciones internacionales alertan del aumento de detenciones de niños palestinos y de los casos de malos tratos bajo custodia. Además, los menores arrestados en Cisjordania comparezcen ante juzgados militares, algo que vulnera las garantías reconocidas en la Convención de Derechos de la Infancia.
Ver a policías encapuchados con pasamontañas, dotados de armas cada vez más potentes y sofisticadas, se ha convertido en un fenómeno tristemente frecuente desde comienzos de año. En lugares como Israel, Cisjordania y, sobre todo, Jerusalén oriental, esta visión no solo es frecuente sino cotidiana, a veces diaria. Ya no solo por las posibles operaciones antiterroristas que puedan tener lugar por parte de las fuerzas de seguridad israelíes; también para hacer frente a disturbios y manifestaciones o para efectuar detenciones de palestinos sospechosos de haber cometido algún delito. Muchos de ellos son menores y la familiaridad con la que se percibe su arresto, sí marca una diferencia con el otro lado de la ribera.
Según un informe elaborado por la ONG Wadi Hilwe Information Centre, situada en el conflictivo barrio de Siluán en Jerusalén (en el este de la ciudad, zona ocupada por Israel y adyacente al complejo de Haram el-Sharif), el año 2014 registró un aumento notable en el número de detenciones aleatorias de palestinos practicadas por parte de las fuerzas de seguridad israelíes.
Según las estadísticas de esta organización, los arrestos en Jerusalén –donde los palestinos no cuentan con un estatus de ciudadanía plena, pero sí de residencia, lo que les da derecho a disfrutar de beneficios sociales y ciertas garantías jurídicas– ascendieron a más de 2.250. De ellos, 700 fueron menores de 18 años. De esta cantidad, 70 solo tenían 13, o incluso menos, como Ubaida Ayesh o Islam Zeitun y Udai Rayabi.
Aquí las fricciones son frecuentes entre los cientos de colonos que se han instalado en este barrio árabe y las decenas de miles de palestinos que allí habitan desde antes de 1967, año en que Israel desplegó sus tropas tras ganar la guerra de los Seis Días.

Detenciones que vulneran la legalidad internacional

Pero para algunas organizaciones internacionales como Unicef, estas detenciones de menores podrían incurrir en varias ilegalidades. Entre ellas, el hecho de que los niños arrestados en Cisjordania comparezcan ante juzgados militares. "Por principio, los niños no deben ser juzgados ante la magistratura militar, dado que ésta no ofrece las garantías jurídicas que establece la Convención de Derechos de la Infancia", comenta la portavoz de esta agencia de la ONU en Jerusalén, Catherine Weigel. 
"Israel es el único país del mundo que sistemáticamente procesa a menores ante tribunales militares", señala Weigel para el caso de Cisjordania, donde incluso existe desde el año 2009 un tribunal militar juvenil. En cambio, en Jerusalén Oriental son juzgados ante tribunales civiles, "lo que les otorga un nivel de protección mayor", asegura.
El caso de la niña Malak al-Jatib, de 14 años y residente del pueblo cisjordano de Beitin se ha convertido en las últimas semanas en un icono de la lucha contra las detenciones a menores por parte de Israel. Fue condenada a dos meses de prisión por un tribunal militar israelí tras haber querido lanzar presuntamente una piedra contra unos colonos y estar en posesión de un cuchillo con intención de atacar a soldados, según dijeron entonces las autoridades hebreas. Acusación que su padre siempre negó, afirmando que su hija confesó los cargos de los que se le acusaba bajo presión de las fuerzas de seguridad. La adolescente tuvo que cumplir con la correspondiente pena de privación de libertad y pagar una multa de 1.500 dólares.
Según esta portavoz de Unicef, la diferencia entre Cisjordania y Jerusalén también se aprecia en el ámbito de los posibles malos tratos que puedan llegar a sufrir los menores durante el período de detención. " Una investigación nuestra de 2013demuestra cómo el sistema de detención militar israelí presenta un patrón de malos tratos hacia los menores", continúa Catherine Weigel. Las primeras 48 horas son las más susceptibles de presentar este tipo de prácticas (el tiempo que va desde el momento de la detención –tras la que tiene lugar el interrogatorio por parte del Shabak o servicio de seguridad interior o por la Policía Nacional– y antes de que tenga lugar el correspondiente traslado a prisión).
En 2013 y hasta septiembre de 2014 Unicef recogió los testimonios de 208 menores palestinos que aseguraron haber sufrido malos tratos durante las primeras horas de su arresto. La mayoría de ellos (171) afirmaron haber sido objeto de violencia física y más de la mitad (144) sufrir intimidaciones o abusos verbales. Un porcentaje menor (63) constató haber sido obligado a firmar una confesión en hebreo (lengua que en ocasiones no entienden) y otros 28 atestiguan haber estado en celdas de aislamiento.
La ONG Wadi Hilweh Information Center va incluso más allá en sus conclusiones. Afirma que las autoridades israelíes violan las leyes y reglamentos internacionales en materia de detención y custodia de menores. Aduce que en cumplimiento de la legalidad internacional, todo arresto en frío debería tener lugar en función de una orden judicial previa, a menos que la persona haya cometido una ilegalidad flagrante delante de las propias fuerzas de seguridad. Sin embargo, en gran parte de los supuestos registrados en Jerusalén Oriental y Cisjordania, tal misiva no existe.  

Arrestos que violan la ley israelí

Igualmente aseguran que estas detenciones no solo atentan contra la legalidad internacional, sino también contra la propia ley israelí. Según apuntan sus portavoces, la mayoría de las detenciones se realizan entre las 3 y las 6 de la madrugada, mientras que en el artículo 9 de la Ley de Menores israelí se recoge que cualquier menor de 14 años de edad solo debe ser interrogado entre 7 de la mañana y las 8 de la tarde. Este horario se amplía hasta las 10 de la noche en el caso de los menores que tienen entre 14 y 18 años. Asimismo, la ley también contempla que el menor de edad no debe ser esposado si es posible controlar su detención, y que los menores de 12 años no deberían ser arrestados por fuerzas policiales bajo ninguna circunstancia.
Otra práctica policial contraria al ordenamiento jurídico local, según fuentes del Wadi Hilweh Information Center, es que en la mayoría de las detenciones de menores la familia del detenido no suele tener acceso a la orden de arresto que debe mostrar por qué se le ha detenido. De acuerdo a las leyes israelíes, los padres deben ser informados inmediatamente después de la detención del niño, se les debe proporcionar una copia de dicha orden y se les debe informar de dónde se encuentra, algo que normalmente no ocurre en tiempo real. A menudo tardan días en comunicárselo a los parientes.
La detención y el juicio de la joven Malak al-Jatib fueron recordados el pasado fin de semana en la movilización convocada por el Ministerio de Asuntos de la Mujer de la Autoridad Nacional Palestina y la Unión General de Mujeres frente al control fronterizo de Qalandia (entre Jerusalén y Ramala), con motivo de la celebración del Día Mundial de la Mujer.
Malak estuvo en las mentes de muchas de las mujeres que asistieron a la concentración, pero también el de otras adolescentes que no corrieron la misma suerte y aún siguen encarceladas, por ejemplo, Dima Qunbar, de 17 años. Sigue detenida en una prisión israelí bajo la acusación de intentar apuñalar a un agente de la Guardia de Fronteras en la ciudad vieja de Jerusalén en enero de 2014. Entonces tenía 16 años.

2014 fue el peor año para los periodistas palestinos

El año 2014 ha sido el peor y el más sangriento año para los periodistas palestinos, ha asegurado una organización no gubernamental palestina.

"La ocupación israelí ha cometido 351 violaciones -algunos que constituyen crímenes- en contra de los periodistas en 2014," ha denunciado este domingo Qazi Hanania, el director del Centro Palestino para el Desarrollo y las Libertades de Medios, ubicado en Ramalá.
Hanania ha comentado que 17 periodistas y otros profesionales de los medios fueron asesinados durante el ataque israelí contra la Franja de Gaza el verano pasado.
Según esta organización no gubernamental, las violaciones israelíes en contra de los periodistas en Palestina han aumentado un 132 % durante 2014 en comparación con el año anterior.
Más de siete semanas de agresiones israelíes contra Gaza en julio y agosto pasados dejaron al menos 2310 muertos y 10.626 heridos, en su mayoría civiles, además de dejar sin hogar a más de 100 mil palestinos. 
Fuente: Hispan TV

jueves, 12 de marzo de 2015

El macabro panorama de las mujeres en Irak

Bahira Abdulatif es escritora y defensora de los derechos humanos de las mujeres en Irak. Hemos hablado con ella para preguntarle por la situación actual de los derechos de las mujeres en su país, los avances y los retos pendientes. Este es su pronóstico.


Lamentablemente no puedo hablar de logros en cuanto a los derechos de las mujeres en  Irak. Más bien tengo que hablar de retrocesos sistemáticos que comenzaron en 2003 con la ocupación americana hasta la actualidad y que han desembocado en la fragmentación del país entre varias fuerzas locales, radicales y sectarias, con un intervencionismo flagrante de las fuerzas regionales e internacionales.

Los interlocutores de los ocupantes, que hoy en día acaparan el escenario político y social, en su mayoría son fuerzas reaccionarias, sectarias y tribales, que no son precisamente las más amigas o defensoras de los derechos de las mujeres. Estos interlocutores las han sometido a todo tipo de vejaciones, persecuciones, asesinatos, cárceles y merma de derechos civiles y políticos. Ellas sufren la violencia de todos los grupos beligerantes de un islam político sectario manipulado por las fuerzas regionales. En este contexto no puedo  hablar de logros colectivos.

Durante el 2014, las mujeres iraquíes han sufrido con sus familias dos olas colosales de desplazamiento masivo. La primera, a manos del ejército del ex jefe de gobierno Al-Maliki que bombardeó la población civil en la zona de Al-Anbar, causando la huida masiva de decenas de miles de familias cuyos miembros aún siguen dispersos y a la intemperie.

La segunda huida masiva de la población civil tuvo lugar en verano, en Nineve, donde yazidíes, cristianos y musulmanes chiíes y suníes, huyeron a raíz de la caída de esta zona y de otras provincias en manos de los radicales del Estado Islámico (EI). Las atrocidades cometidas por parte de estos, contra las mujeres en especial, llegaron a convertirlas en víctimas esclavizadas, como fue el caso de las mujeres yazidíes. Mujeres médicas, periodistas, abogadas o profesoras, de entre las mismas musulmanas suníes de Mosul, fueron intimidadas o incluso ejecutadas por el mero hecho de negarse a acatar las oscuras pautas de los elementos terroristas del EI.

Sawsan Hassan y sus hijos. Su marido fue secuestrado por miembros del Estado Islámico el 3 de agosto de 2014. Lleva desaparecido desde entonces. En imagen, Sawsan llama por teléfono a su marido. No hay respuesta. ©  AI

A este macabro panorama se puede añadir las nefastas prácticas de decenas de milicias sectarias, apoyadas por el gobierno, que están haciendo estragos en la población civil. Por todo esto, miles de mujeres de toda condición social se ven desarraigadas y atrapadas en campamentos de refugiados esperando un milagro que las devuelva a sus casas junto a sus familias. Otras muchas siguen encarceladas o sencillamente recluidas en sus hogares por miedo.

Revisando los sucesos del año 2014, el único logro para las mujeres fue la congelación de la ley yaafarí –o chií– que permitía a las familias casar a sus niñas a partir de los 9 años con el marido que estimasen oportuno. Esta congelación pone fin, de momento, a los matrimonios pactados, cuyas víctimas principales suelen ser las niñas menores de edad, especialmente aquellas pertenecientes a familias con menores recursos económicos. Esta victoria momentánea se debe a las campañas de protesta organizadas por asociaciones de mujeres y de derechos humanos, dentro y fuera de Irak –entre ellas Amnistía Internacional–. Pero la ley sigue vigente –solo está aplazada su aprobación en el Parlamento por las circunstancias bélicas actuales y la caída de varias provincias bajo control de rebeldes y fuerzas radicales–, por lo que hay que seguir luchando.

Las mujeres de Irak, a pesar de la descomposición del Estado, de la corrupción y la ausencia de un gobierno central que garantice los derechos de los ciudadanos, y en concreto de las mujeres, no han perdido la esperanza. Siguen estudiando, trabajando y luchando por superarse para recuperar unos derechos que, en gran parte, ya los habían conquistados hace más de medio siglo.

Ellas siguen denunciando injusticias a través de todos los foros y las redes de comunicación, exigiendo el derecho a una igualdad plena, al tiempo que reivindican libertad, democracia y justicia social en un sistema laico, lejos de ocupaciones e intervencionismos, de militarismo y milicias, de sistemas teocráticos autoritarios y arcaicos que instrumentalizan la religión para someterlas.


martes, 10 de marzo de 2015

Las mujeres en los conflictos armados.


Salón de actos de la Casa de Cultura de Mieres
Presenta Diana López Antuña. Concejala de Mujer y Políticas de Igualdad. Intervienen: Asociación Milenta, Ana María García, integrante del Comité de Solidaridad con la Causa Árabe, Asociación Asturiana de Amigos del Pueblo Saharaui, Gloria Mansilla Muñoz, expresidenta de ANDAS (Asociación Nacional de Ayuda Solidaridad-Colombia) e integrante de MOVICE (Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado en Colombia)

Alarma internacional tras la destrucción del legado asirio a manos del Estado Islámico

Un nuevo vídeo difundido por el Centro de Información del Estado Islámico confirma lo que hasta ahora solo eran denuncias no comprobadas documentalmente: el movimiento yihadista liderado por Abu Baker Al Baghdadi ha comenzado a destruir el impresionante patrimonio histórico-artístico correspondiente al Imperio Asirio, uno de los legados de mayor valor que la Humanidad tiene en Oriente Medio.
Tal y como se puede apreciar en las imágenes difundidas por YouTube (ver vídeo, abajo), varios militantes yihadistas se dedican a romper con grandes mazas y de forma sistemática todo lo que encuentran a su paso dentro del Museo de Mosul, derribando estatuas y tirando al suelo bustos y todo tipo de objetos arqueológicos.
Este museo está considerado uno de los más importantes de Oriente Medio por conservar piezas del periodo asirio y parto debido a la proximidad de grandes yacimientos arqueológicos, como las ruinas de Nínive, prácticamente dentro de Mosul, las de Nimrud, situadas al sureste, o las deHatra, la ciudad mejor conservada del periodo parto que se encuentra en plena zona desértica pero bajo control califal.
Esta destrucción ocurre solo unos días después de que el antiguo director de la Biblioteca Pública de MosulGhanim Al Taan, denunciara el saqueo de sus fondos y la quema no solo de miles de libros sino, lo que es más grave, de numerosos manuscritos con cientos de años de antigüedad. Anteriormente habían seguido el mismo destino los fondos de la biblioteca universitaria y los de varias iglesias y monasterios cristianos, donde se conservaban fondos escritos en arameo, el idioma internacional que se usaba en todo Oriente Medio en tiempos de Jesucristo y que actualmente mantiene como lengua nacional y litúrgica la amplia comunidad cristiana de rito asirio.
Momento de la destrucción de uno de los toros alados asirios. / Estado islámico
Momento de la destrucción de un toro alado asirio. / EI
Igualmente hace un mes varios residentes de Mosul, a través de distintos medios, aseguraban que se había destruido con explosivos una parte de las murallas deNínive. Precisamente en el nuevo vídeo se puede ver cómo se intenta derribar uno de los toros alados con cabeza humana que simbolizan la cultura asiria.
Estas gigantescas esculturas, denominadas ‘lamasus‘, se conservan tanto en el museo como en el palacio de Nimrud y en una de las puertas de las murallas de Nínive. Debido al entorno que se aprecia en estas imágenes, da la impresión de que uno de ellos corresponde al recinto de la mítica capital imperial de Senaquerib. Las murallas de Nínivese conservaban en buen estado pese a sus casi 3.000 años de antigüedad, siendo representativas de uno de los periodos de mayor esplendor del Imperio Asirio.
Respecto a las piezas destruidas, Athil Nujaifi, que fue gobernador de la ciudad hasta su conquista por el Estado Islámico el pasado mes de junio, ha asegurado a la agencia Rudaw que algunas eran réplicas de las originales pero que en otros casos se trata de las auténticas, echando en falta otros objetos de gran valor que podrían haber sido sustraídos por los seguidores de Al Baghdadi para recaudar fondos en el mercado negro.
Según esta agencia de noticias, los militantes yihadistas explican, en plena faena depredadora, que se trata de “ídolos adorados por los antiguos en contra de Alá”. Por lo general, los movimientos fundamentalistas musulmanes consideran que los pueblos y las culturas anteriores al surgimiento de Mahoma pertenecen al “periodo de la ignorancia” y, por lo tanto, no tienen ningún valor.
El vídeo ha provocado reacciones dentro del ámbito de la cultura internacional de forma semejante a lo que ocurrió cuando los talibanes afganos decidieron dinamitar los Budas Gigantes de Bamiyán. Para el director del Metropolitan Museum de Nueva York, Thomas Campbell, nos encontramos ante una nueva “catástrofe” desde el punto de vista del patrimonio histórico-artístico. Por su parte, Stephane Dujarric, en representación de la UNESCO mostró su conmoción no solo por este acto sino por el saqueo de distintas bibliotecas antiguas.
Igualmente varias asociaciones internacionales de arqueólogos han realizado llamamientos para impedir que continúe la acción depredadora contra el patrimonio de la Antigua Mesopotámica, considerada históricamente la cuna de la civilización. Entre las organizaciones que han dado esta voz de alarma se encuentran la Asociación de Directores de Museos de Arte y la norteamericanas de Arqueología y Estudios Orientales.
Desfiguración con una máquina radial de una de las estatuas. / Estado Islámico
Desfiguración con una radial de una de las estatuas. / EI
Teniendo en cuenta lo ocurrido, no cabe duda de los riesgos que se ciernen sobre las ruinas de Hatra, capital del Imperio Parto y una de las ciudades de influenciahelenística mejor conservadas en todo Oriente Medio y que desde 1985 está catalogada como Patrimonio de la Humanidad. Hatra  fue un centro comercial de vital importancia entre los siglos I y III, al mismo nivel que Palmira o Petra, aunque con la peculiaridad de que conserva varios templos dedicados a deidades rechazadasexplícitamente por el islam.
Tampoco es la primera vez que losyihadistas se dedican a la destrucción de esculturas o monumentos de gran valor histórico-artístico, aunque fundamentalmente se había dedicado a derribar mausoleos, mezquitas ytemplos ‘heréticos’ de las corrientes sufíeschiíes o del yezidismo zoroastriano.
Nada más ocupar la ciudad de Mosuleliminaron de plazas y calles las efigies levantadas en honor de filósofos, músicos o teólogos, como Osman MosuliAl Athir o el poeta Abu Tammam. Más tarde, dinamitarían el complejo religioso dedicado al profeta Jonás y arrasarían la antigua iglesia de Santa María.

Guerra de agotamiento en Siria

IGNACIO ÁLVAREZ-OSSORIO
Cuatro años de guerra civil siria dejan más de 210.000 muertos, 3,8 millones de refugiados y 7,5 millones de desplazados internos. Irán, Arabia Saudí, Turquía, Catar, Israel y Hezbolá son los actores secundarios de un conflicto que a día de hoy consolida a El Asad y el EI.
Cuatro años después de su inicio, la guerra civil siria ha entrado en un punto muerto. El año 2014 estuvo marcado por dos acontecimientos: la irrupción en escena del denominado Estado Islámico (EI) y la formación de una coalición internacional que no ha dudado en bombardear el territorio sirio para combatirlo. Mientras tanto, el régimen ha recuperado parte del terreno perdido y la oposición moderada ha acentuado su atomización, lo que ha beneficiado a los grupos yihadistas que han avanzado posiciones. Por su parte, las fuerzas kurdas han aprovechado el vacío político para extender su control sobre el Rojava, el Kurdistán sirio.
Los bombardeos de la coalición internacional han obtenido, por el momento, logros limitados. Si bien es cierto que han frenado el avance del EI, no han sido suficientes para desalojarles de las ciudades en las que se han atrincherado. El grupo todavía controla ocho provincias sirias e iraquíes y gobierna sobre cinco millones de personas. Probablemente los dos principales éxitos de la coalición liderada por Estados Unidos hayan sido evitar la caída de Bagdad y colocar al EI en posición defensiva. En este sentido, el ejemplo de Kobane ha señalado el camino a seguir, al mostrar que la derrota yihadista tan solo será posible en el caso de que los bombardeos aéreos se combinen con la presencia de tropas sobre el terreno, en este caso los peshmergas kurdos. El presidente estadounidense Barack Obama ya ha advertido que la campaña contra el EI durará al menos tres años, lo que permitirá a EE UU manejar los tiempos a su antojo e intervenir en Siria e Irak según aconsejen sus intereses.
De otra parte, cada vez es más evidente que la guerra siria se ha contagiado al resto de Oriente Próximo. El ataque israelí contra un convoy de Hezbolá en la ciudad siria de Quneitra el 18 de enero demuestra a las claras que la guerra civil se ha transformado en una confrontación regional en la que las potencias de la zona libran su propia guerra a través de actores interpuestos. Irán, Arabia Saudí, Turquía, Catar, Israel y Hezbolá son los principales protagonistas de este enfrentamiento, aunque no los únicos. En represalia, Hezbolá acabó con la vida de dos militares israelíes en las Granjas de Shebaa el 31 de enero. En el posterior contraataque israelí fue alcanzada una posición de la Fuerza de las Naciones Unidas en Líbano (Finul), provocando la muerte del cabo español Francisco Javier Soria

Sudafricanos reclaman para Israel un boicot como el que tumbó al "apartheid"

Cientos de sudafricanos reclaman esta semana que Israel sea sometida a un boicot internacional como el que logró tumbar al "apartheid", acusando a este país de aplicar políticas segregacionistas contra los palestinos similares a las que ellos sufrieron.
"La ley internacional define 'apartheid' como la opresión y la dominación de un grupo sobre otro", dice el profesor Ran Greenstein, durante un acto en la Universidad de Witswatersrand de Johannesburgo, uno de los centros donde se celebra la denominada "Semana del 'Apartheid' Israelí" (SAI).
"Esto es lo que pasa en Israel", añade el académico, que cita la ocupación militar y la restricción de movimientos que sufren los palestinos y la definición de Israel como "Estado judío" -que a su juicio convierte a sus musulmanes en ciudadanos de segunda- para denunciar el "apartheid israelí".
Greenstein, de nacionalidad israelí, habla en uno de los más de cien actos -proyecciones de películas, debates, conferencias, exposiciones, carreras populares- que se celebran en distintas ciudades del país durante la SAI, un evento anual que también se celebra en otros países.
"Queremos mostrar las similitudes del 'apartheid' que vivió Sudáfrica con lo que pasa en Israel, donde el Gobierno decide dónde pueden ir los palestinos y dónde no, dónde deben vivir", cuenta a Efe Ismail Ally, del Comité de Solidaridad con Palestina (CSP) de la universidad.
Sentados sobre el césped frente al profesor, estudiantes de todas las razas, algunos con pañuelos palestinos, le preguntan por las perspectivas del boicot y las salidas que ve al conflicto de Oriente Medio.
"Llevará tiempo que el mundo trate a Israel como trató a Sudáfrica, pero también costó hacer visible la causa palestina y se logró. Depende de nuestro trabajo", contesta Greenstein, que anima a los jóvenes a establecer contactos con organizaciones de la sociedad civil palestina, al margen de las autoridades.
"Existen dos soluciones: que Israel incorpore a los palestinos en un solo Estado, con derechos iguales, o que acepte la independencia de Palestina. Israel no quiere ninguna de las dos salidas".
El intelectual lamenta la "falta de voluntad" de los líderes israelíes para desatascar la situación, y cree que sólo la presión -puertas cerradas a foros internacionales, parar la venta de armas, etc- puede "hacer razonar a quien no quiere hacerlo".
Delante de la carpa de la SAI -organizada en todo el mundo por el movimiento Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS)-, hay estudiantes proisraelíes y jóvenes de Israel venidos expresamente para la ocasión.
"Poner más odio y problemas al conflicto no beneficia a nadie", dice Nathan Pollack, de la Unión Sudafricana de Estudiantes Judíos (USEJ), cuya presencia aquí pretende ofrecer a todos su postura sobre lo que pasa en Israel.
"Boicoter a Israel no va a traer la paz, pero sí contribuye a equilibrar dos bandos desiguales y les fuerza a buscar soluciones", responde Shaeera Kalla, presidenta de la CSP.
Estudiantes de ambos lados conviven con normalidad y hablan entre los distintos actos.
Kalla ve en un solo estado no religioso que incluya a israelíes y palestinos la solución más deseable, pero ve más factible la creación de dos estados, pese a las complicaciones que los asentamientos de colonos judíos suponen para la viabilidad de un Estado palestino.
"¿Por qué clasificar a la gente como judía, no judía, árabe, etc., y no simplemente como ciudadanos de Israel? Eso es propio de un sistema de 'apartheid'", afirma la estudiante, volviendo al tema central de la SAI.
"Mientras se siga viendo a un niño árabe como una amenaza demográfica y no como un ser humano seguirá habiendo 'apartheid' en Israel", concluye Kalla.

Campaña Dj Oscar Mulero


A la atención de Óscar Mulero:
Ante el anuncio de tu próxima actuación en Tel Aviv el 20 de febrero, la Red Solidaria contra
la Ocupación de Palestina (RESCOP), formada por más de 40 ONG y grupos de solidaridad
con Palestina, te pedimos que no actues en Israel por los siguientes motivos:
1. Porque el estado de Israel —que desde hace más de 65 años viola sistemáticamente el
derecho internacional y los derechos del pueblo palestino—, va a utilizar tu actuación,
como las de todos aquellos que aceptan acudir a Israel, para demostrar que es un país
normal y democrático y así positivizar y limpiar su imagen a nivel internacional.
Independientemente de tus intenciones, tu visita será presentada por Israel como una
muestra de apoyo a sus políticas.
Uno de los instrumentos más importantes de la propaganda sionista es el programa de
promoción cultural ―Marca Israel―, a través del cual los ministerios israelíes de
Exteriores y de Cultura utilizan la cultura como cortina de humo para hacernos
olvidar los crímenes de guerra cometidos por su Ejército. Como muestra de la
subordinación de la cultura a estos fines propagandísticos, el exdirector adjunto del
ministerio israelí de Asuntos Exteriores, Nissim Ben Shitrit, declaró abiertamente en un
periódico israelí: ―Vemos la cultura y la hasbará (nombre que el gobierno israelí da a su
propaganda) como herramientas de propaganda de primer orden. No diferencio cultura
de hasbará‖. En la misma línea, el ministro de Cultura, Limor Livnat, afirmaba: ―El
cine israelí demuestra cada día que la cultura es la mejor embajadora del Estado‖.
Normalizar su imagen ante la opinión pública internacional les permite continuar
con su política de apartheid y limpieza étnica, manteniendo la ocupación militar y
colonización de territorios palestinos, el inhumano e ilegal bloqueo, el genocidio
progresivo y las continuadas masacres en Gaza (recordemos que el pasado verano de
2014 Israel asesinó a 2.100 personas en 52 días de bombardeos, entre ellas más de 500
menores), el encarcelamiento de miles de palestinos y palestinas (hay mas de 100 niños
y niñas palestinas en las prisiones de Israel), las demoliciones de hogares, la
discriminación racista de la ciudadanía palestina israelí, la negación del Derecho al
Retorno a las personas refugiadas palestinas, y un largo etcétera de violaciones del
derecho humanitario.
2. Porque, gracias a la colaboración de Europa y EEUU fundamentalmente, Israel
actúa con total impunidad. A pesar de que numerosas organizaciones de derechos
humanos, altos representantes de Naciones Unidas y el Tribunal Internacional de
Justicia lo han declarado culpable de graves violaciones del derecho internacional, y
esta acusado de crímenes contra la humanidad, nunca ha sufrido ninguna sanción y
mantiene relaciones preferenciales con la UE. Israel es el estado que más resoluciones
condenatorias de la ONU incumple (88 del consejo de seguridad y más de 100 de la
Asamblea General).
3. Porque, ante la incapacidad o falta de voluntad de nuestros gobiernos e instituciones
internacionales para presionar, sancionar y obligar a Israel a poner fin a estas
violaciones y a reparar el daño causado a las víctimas, solo queda la sociedad civil
para defender los derechos humanos y la legalidad internacional, ya que, como
afirmó Desmond Tutu, Nobel de la Paz, ―si eres neutral en situaciones de injusticia, has
elegido el lado del opresor.
Red Solidaria contra la Ocupación de Palestina (RESCOP) http://www.nodo50.org/causapalestina/
En el ámbito de la cultura, las violaciones cometidas por Israel son constantes. Israel ataca
centros culturales palestinos e impide la libertad de movimiento de trabajadores y
trabajadoras de la cultura. Como ejemplo de ello, el pasado 13 de diciembre el Ejército
israelí encarceló a Lina Khattab, 18 años, estudiante y bailarina del grupo de danza
tradicional El-Funoun, compañía cuyos miembros han sufrido a lo largo de los años diversas
medidas de persecución y castigo. Lina está detenida sin cargos en la prisión de HaSharon y
hoy, 16 de febrero, será llevada, por octava vez desde su arresto, ante un tribunal militar israelí.
Las agresiones de Israel a la cultura también se dan dentro de su propia sociedad, por ejemplo,
con el reciente veto de Netanyahu contra tres jueces del Premio Israel de Literatura y
Cine, por considerarlos extremistas antisionistas. Esta censura demuestra que para el
Estado sionista la cultura es un arma política de primer orden para su proyecto colonial.
Por todo ello, el año 2005 la sociedad civil palestina hizo un llamamiento internacional a
secundar la campaña BDS (Boicot, Desinversiones y Sanciones) contra el Estado de Israel
hasta que cumpla con la legislación internacional y los principios universales de los Derechos
Humanos. Queremos recalcar que la campaña BDS no se dirige contra personas israelíes ni
judías (muchas personas judías participan en el BDS, también dentro de Israel), sino contra el
Estado de Israel y todas las instituciones que colaboran, sostienen y financian su política.
En apoyo a la campaña BDS y mostrando su solidaridad con Palestina, el pasado viernes 13 de
febrero 700 artistas británicos anunciaron su boicot cultural contra Israel. Entre las
firmantes se encuentran músicos legendarios como Brian Eno -quien ya en el año 2006 firmó
una carta de condena a las políticas israelíes – y Roger Waters. En los últimos años figuras
internacionales de la música se han negado a actuar en Israel: Elvis Costello, Eddie Vedder,
Jello Biafra, Massive Attack, Pixies, Klaxons, el proyecto musical Gorillaz Sound System,
Carlos Santana, Gil Scott-Heron, Cassandra Wilson, Dave Randall, John Wiliams, The
pains of Being Pure at Heart, Tuba Skinny, Juan Pinilla, el Niño de Elche, Devendra
Banhart, Annie Lennox, Carmen París y otras muchas artistas.
En defensa de los Derechos Humanos, te pedimos que también canceles tu actuación en Tel
Aviv.
Red Solidaria Contra la Ocupación de Palestina (RESCOP)
15 de febrero de 2015

FOLIXA POR LA PAZ 21 DE JULIO