Israel aprueba 1100 viviendas nuevas en Jerusalén este

Domingo 02 de Octubre de 2011 13:29 Ajla Helem para el Centro de Información Alternativa (AIC)
Imprimir PDF
El pasado lunes Israel aprobó la construcción de 1100 viviendas nuevas en la zona ocupada de Jerusalén Este. Concretamente, las viviendas serán construidas en el asentamiento de Gilo, situado más allá de la Línea Verde y que forma parte de un estratégico anillo de asentamientos que rodea Jerusalén.
Jerusalem-map 
Mapa de asentamientos que rodean Jerusalén (Fuente: New York Times)

Este anuncio aparece pocos días después de que la ANP presentara la iniciativa de reconocimiento del estado palestino ante Naciones Unidas. Es por esto, que algunos ven este acto como una represalia a la iniciativa. Mientras en el Consejo de Seguridad se está debatiendo el reconocimiento del estado palestino y Netanyahu declara apostar por las negociaciones de paz, su gobierno sigue construyendo en los asentamientos.

Pero este anuncio no es un hecho extraordinario. El pasado 11 de agosto se aprobaron 4300 viviendas en Jerusalén Este, como respuesta al movimiento de los indignados ya que de este modo se ofrecían viviendas a bajo coste en un intento de calmar las protestas. Una semana antes también se habían aprobado 930 viviendas más en un asentamiento cerca de Belén. Y esta dinámica está en constante crecimiento. En 2010 el número de casas construidas aumentó cuatro veces respecto a 2009, a pesar de que el gobierno israelí hubiera declarado una congelación de la construcción en asentamientos durante 10 meses.

Israel, con el 49'4% de la población controla el 85% del total de la Palestina histórica. Actualmente hay cerca de 500.000 colonos viviendo en diferentes asentamientos. Concretamente en Jerusalén Este, son 190.000 los que residen en este territorio en el que viven 270.000 palestinos. Según la ley de construcción y planificación israelí de 1965, Israel regula la construcción en Jerusalén Este. Pero el hecho es que Jerusalén Este se encuentra ocupado unilateralmente desde 1967, violando la ley internacional.

A nivel internacional ya se han generado diferentes críticas: Por un lado, Estados Unidos declara que los asentamientos son un problema para las negociaciones de paz. Así mismo, Richard Miron, enviado de Naciones Unidas en Oriente Medio, dijo que esta decisión es muy preocupante y que dificulta la posibilidad de reanudar las negociaciones y hacer viable la solución de dos estados. Turquía, además, también ha dicho que Naciones Unidas aprueba resoluciones que nunca se llevan a cabo. A pesar de estas críticas, Israel sigue estando por encima de la ley.

Por otra parte, recientemente se ha sabido que la ocupación israelí cuesta 5000 millones de euros a los territorios palestinos. Según el Ministro de Economía de la ANP, si no existiera la ocupación el PIB se triplicaría. Esto es debido a la falta de infraestructuras, la limitación de movimiento, el escaso acceso a los recursos y al bloqueo de Gaza.

En el plazo de 60 días se pueden presentar objeciones al plan ya que pasados estos 60 días empezará la construcción de estas viviendas.

Centro de Información Alternativa (AIC), Jerusalén.

Comentarios