miércoles, 31 de marzo de 2021

Comunicado de la Campaña estadounidense por los derechos palestinos (USCPR):

 



Comunicado de la Campaña estadounidense por los derechos palestinos (USCPR): 


​​Una gran victoria en el día de la tierra



Hace diecisiete meses, el Fondo Nacional Judío (Jewish National Fund, JNF) fue al ataque, presentando una demanda infundada contra la Campaña estadounidense por los Derechos de los Palestinos. Ayer ganamos.


Este Día de la Tierra, el movimiento por los derechos de los palestinos en Los Estados Unidos es más fuerte con esta importante victoria sobre la ley. Un juez federal estadounidense ha aceptado nuestra moción para desestimar la demanda de la JNF, calificando sus argumentos como "por decir lo menos, nada persuasivos".


Lanzada en 2019, la demanda del JNF tuvo como objetivo la USCPR debido a nuestro apoyo inequívoco a las demandas palestinas durante la Gran Marcha del Retorno en Gaza. En el tercer aniversario de estas manifestaciones, estamos orgullosos de esta victoria y seguimos solidarizándonos con el pueblo palestino en su lucha por su derecho a regresar.


Esta victoria es una afirmación importante del creciente poder del movimiento por los derechos de los palestinos en los Estados Unidos. Con ustedes a nuestro lado, y con el apoyo incansable de nuestros abogados del Centro para los Derechos Constitucionales y socios como Palestina Legal, Voz Judía por la Paz, IMEU (Center for Constitutional Rights, Palestine Legal, Jewish Voice for Peace, IMEU) y otros, hemos revertido una amenaza peligrosa para nuestro movimiento.


En respuesta al desistimiento de la demanda, la abogada del Center for Constitutional Rights Staff, Diala Shamas, declaró: "Nos alegra que el tribunal no haya dejado que las afirmaciones infundadas del JNF se mantengan, y esperamos que esto marque un punto de inflexión que desaliente a los actores privados que buscan utilizar las leyes antiterroristas para silenciar a sus críticos".


La JNF esperaba que esta demanda nos silenciara a nosotros y a otros que trabajan por la libertad, la justicia y la igualdad palestinas. Asegurémonos de que esta victoria sea un trampolín para un mayor crecimiento de nuestra organización para la justicia.


Ayúdanos a marcar este logro hoy y construir mayores pasos para el futuro:


Comparta esta importante noticia con sus amigos, familiares y comunidad-- el JNF intentó silenciar el activismo por los derechos de los palestinos a través de esta demanda. Difundamos esta noticia lo más ampliamente posible para mostrar que no estamos retrocediendo.



Zona de los archivos adjuntos

martes, 30 de marzo de 2021

30 de marzo: DÍA DE LA TIERRA PALESTINA en Gijón

Vídeo: celebración de la Tierra Palestina en Gijón

https://www.facebook.com/CODOPAsturies/videos/170120334940535/ 




30 de marzo 2021 13.30

Jardín del Olivo,

Plaza de Sara Suárez Solís,

Gijón

CSCA


Día de la Tierra Palestina: Declaración



Gracias por haberos acercado a este Jardín del Olivo para compartir el acto que conmemora el Día de la Tierra palestina y que organizan cada año la Coordinadora de ONGs del Principado de Asturias (CODOPA) y el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe (CSCA).


¿Con qué se sostiene, después de las lágrimas? ¿Qué le queda, cuando ha apurado agravios y lamentos?

La determinación de no aceptar jamás su final. El ingenio para seguir adelante. La destreza para urdir nuevas complicidades y ampliar alianzas. La claridad para explicar su causa mil veces, si es necesario: la palabra.


Los hombres y mujeres que se reconocen como pueblo palestino nos han dado a los habitantes del planeta un ejemplo continuo de capacidad para resistir al ejercicio de aniquilación y expolio más prolongado de la historia reciente.


Recordemos el incidente que da origen a este acto. Después del proceso de limpieza étnica que el Estado de Israel desencadenó en 1948, después de varias guerras entre árabes e israelíes, una coalición de organizaciones de base y grupos políticos palestinos pusieron en marcha el comité para la Defensa de las Tierras árabes en 1975. Su objetivo: oponerse a las expropiaciones israelíes de tierra. Su método: el trabajo para extender una organización de base popular y una huelga general que comenzó en Galilea y se extendió por todo el territorio a partir del 30 de marzo de 1976. Era la primera vez que la población palestina residente en Israel superaba la frustración de las derrotas. Era el gesto masivo e inicial de resistencia contra el expolio de tierras y el reconocimiento de que esa minoría que habitaba en Israel se consideraba a sí misma parte de la nación palestina. El primer resultado provocó mas llanto, aún más sufrimiento: seis asesinatos, decenas de heridas, centenares de arrestos. Pero la marcha siguió adelante y ha llegado hasta hoy.


En este 2021, acosado por una pandemia universal y limitado en prácticas sociales, las personas, colectivos y organizaciones que nos identificamos solidariamente con el pueblo palestino venimos a recordar y a mostrar nuestro respeto. Llegamos también con ánimo de aprender, porque la tarea aún será larga. 


Tres procesos, aparentemente inconexos, necesitan hoy nuestra atención para que el recuerdo y el respeto no se convierta en formalidades litúrgicas.


El primero de ellos nos reclama desde un barrio de Jerusalen: Sheikh Jarrah.

Después de un acuerdo entre Jordania y Naciones Unidas (1956) a las 28 familias que habitaban la zona se les prometió que sus títulos de propiedad llegarían en el plazo de 3 años. Israel violó ese acuerdo y, a partir de los años 70 del siglo XX, las organizaciones de colonos israelíes pusieron su interés en la zona. Consecuencia: lentamente, una familia tras otra ha ido recibiendo órdenes de desalojo desde entonces. Así han sido expulsados la familia Al-Kurd, los de Hanoun, los de Ghan … Hoy, apoyada en la alerta internacional, la sociedad palestina ha puesto en marcha el proyecto “Salvemos Sheikh Jarrah”. En la base de ese proyecto se encuentra la denuncia de que el desalojo de viviendas por parte del estado que ocupa militarmente un territorio es un crimen de guerra, según la 4ª Convención de Ginebra.


Para el segundo tenemos que venir hasta nuestro país. En Beasaín se estableció hace décadas la Compañía Auxiliar de Ferrocarriles (CAF) que produce material ferroviario. Sus clientes son estados y empresas de todo el mundo y opera con factorías instaladas en varios países. 

En agosto de 2019, un consorcio empresarial, encabezado por CAF y la compañía israelí Shapir, fue seleccionado para construir y poner en servicio la ampliación del tranvía de Jerusalen. Este sistema de tren ligero conecta y da servicio a los asentamientos de colonos en y alrededor de Jerusalen este. En otras palabras, apuntala y mantiene la ocupación ilegal del territorio. Por eso, sindicatos, colectivos y organizaciones de Palestina y Europa han puesto en marcha una campaña internacional con el lema “CAF, bájate del tren del Apartheid”. Su objetivo: conseguir que CAF sea incluido en la base de datos de Naciones Unidas como empresa cómplice con los asentamientos ilegales y, en consecuencia, colaborador en un crimen contra la humanidad.


Finalmente, en tercer lugar, la decisión de la Corte Penal Internacional, en respuesta a la consulta que instó la Fiscalía de ese mismo tribunal. La Corte se ha declarado competente para investigar crímenes de guerra y contra la Humanidad en territorio palestino e israelí, aún cuando este último estado no reconozca su competencia.

Esta decisión, sin precedente, conecta por ahora los tres procesos y da paso a nuevas oportunidades


Por eso, en este Día de la Tierra, las personas, colectivos y organizaciones solidarias con el pueblo palestino:


Demandamos a los gobiernos estatal, autonómicos y locales que intensifiquen su interés por cuanto ocurre en Palestina y presten atención a las denuncias de violación de los derechos humanos y de crímenes de guerra y contra la humanidad; que denuncien y pongan fin al comercio de material militar o de seguridad y vigilancia entre el estado de Israel y cualquiera de las administraciones públicas del nuestro; que prohíban el acceso de los productos de los asentamientos ilegales a nuestro territorio.


Invitamos a la ciudadanía, colectivos y organizaciones sociales, sindicatos, partidos políticos, artistas, personal académico, al ámbito empresarial y a las personas que trabajan en el sector agrícola, a que se adhieran a la campaña de Boicot, Desinversión y Sanciones contra Israel.

 

¡Adelante con la campaña de Boicot, Desinversiones y Sanciones contra el Estado de Israel (BDS)

 

¡No a la ocupación del territorio palestino!

 

¡Por el fin de las colonias!

 

¡Por el derribo del Muro del apartheid!

 

¡Por el derecho al retorno de la población refugiada!

 

¡Viva la solidaridad del pueblo de Asturias con el pueblo de Palestina!




CODOPA – CSCA


Asturias, 30 de marzo, 2021

Entrega de la carta de los sindicatos palestinos

 


En la presidencia de Renfe entregando la carta de sindicatos palestinos con motivo del Día de la Tierra Palestina


Sr. Isaías Táboas Suárez

Presidente de RENFE

Pio XII, 120

Madrid


Madrid, 30 de marzo de 2021, día de la tierra palestina


No conceda contratos públicos a CAF mientras se beneficie de las violaciones de los derechos palestinos por parte de Israel

Estimado Sr: 

En el Día de la Tierra, la comunidad internacional debe redoblar esfuerzos para acabar con el apartheid israelí.

Hoy hace 45 años, la policía israelí disparó y mató a seis ciudadanos palestinos de Israel cuando protestaban por la expropiación de miles de dunums de tierra palestina por parte del gobierno israelí. Desde entonces, los palestinos de todo el mundo conmemoran el 30 de marzo como el Día de la Tierra.

Aunque Israel ha suspendido provisionalmente la anexión oficial, su anexión de facto, que lleva décadas, se está intensificando. Israel sigue robando tierras palestinas, negando el sustento de los palestinos, como medio de limpieza étnica.

En agosto de 2019, la empresa "Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles (CAF)" se adjudicó el concurso realizado por las autoridades israelíes para ampliar y operar el llamado Tren Ligero de Jerusalén (JLR) que une las colonias ilegales israelíes con Jerusalén Occidental. La ampliación se está llevando a cabo en territorio palestino ocupado, en contra del derecho internacional, y también está contribuyendo a afianzar la ocupación militar y el apartheid de Israel. Además, la empresa israelí Shapir, que está en consorcio con CAF para ampliar el JLR, figura en la base de datos de la ONU de empresas cómplices con la dinámica de asentamientos ilegales de Israel, un crimen de guerra según el derecho internacional.

La contribución de CAF al sistema de ocupación ilegal y apartheid de Israel motiva la campaña internacional de derechos humanos apoyada por numerosos sindicatos europeos. Los sindicatos que representan a los trabajadores de CAF protestan contra la contribución de su empleador a las violaciones de los derechos palestinos por parte de Israel y exigen que la empresa se retire. 

La empresa francesa Veolia, que llevó a cabo la primera fase de construcción del JLR, tuvo que vender toda su participación en ese proyecto tras perder más de 20.000 millones de dólares en contratos públicos debido a las campañas de derechos humanos que se llevaron a cabo contra ella. 

Las instituciones públicas europeas, principales clientes de CAF, pueden y deben excluir a CAF de las licitaciones y contratos por su implicación en graves violaciones de los derechos humanos a través de sus negocios con el proyecto ilegal JLR de Israel.

En este Día de la Tierra, los palestinos recuerdan a las instituciones públicas de Europa y de todo el mundo sus obligaciones legales y éticas: Respetar nuestros derechos humanos. No concedan contratos a CAF, ni a ninguna empresa que figure en la base de datos de la ONU, hasta que dejen de beneficiarse del apartheid de Israel y de su continua colonización de nuestra tierra. 


https://lh3.googleusercontent.com/F-qLIuzSmnkf7P4AEE9TTBHHqLazMwQshZXlH2Bs9bmmiQEuLIxJVuWreGKQ7tca3SFJPGTvxZixwTu6_djLN81gnZbnn3sO0kSMNxl4ocn4ZddE2ZiV6_4hoHfokwhttps://lh5.googleusercontent.com/EY01RB2lds7vD2S1kojLNZoXoxrgLSyhAqcPX6ulAAzLzrvq19PCdPW1_9R8a_TYJcvRR13EI1Rj2_n2GQgAxAEMH9xn0G1YfoJH3oOzxUYhsBjkLVXIhKF-3n-NzQ

Federación General de Sindicatos Independientes - Palestina

La Nueva Federación Palestina de Sindicatos


lunes, 29 de marzo de 2021

La Nakba de Sheikh Jarrah: cómo Israel usa 'la ley' para limpiar étnicamente Jerusalén Este

 


Foto: Tali Mayer, vía Activestills.org. Las excavadoras israelíes demuelen casas palestinas en Jerusalén Este.

La Nakba de Sheikh Jarrah: cómo Israel usa 'la ley' para limpiar étnicamente Jerusalén Este

Por Ramzy Baroud

Palestine Chronicle

Traducción CSCA

Un palestino, Atef Yousef Hanaysha, fue asesinado por las fuerzas de ocupación israelíes el 19 de marzo durante una protesta semanal contra la expansión ilegal de asentamientos israelíes en Beit Dajan, cerca de Nablus, en el norte de Cisjordania.


Aunque trágica, la noticia anterior se lee como un artículo de rutina de la Palestina ocupada, donde disparar y matar a manifestantes desarmados es parte de la realidad diaria. Sin embargo, eso no es verdad. Desde que el primer ministro israelí de derecha, Benjamin Netanyahu, anunció, en septiembre de 2019, sus intenciones de anexar formal e ilegalmente casi un tercio de la Cisjordania palestina ocupada, las tensiones se han mantenido altas.


La muerte de Hanaysha es solo la punta del iceberg. En la Jerusalén Oriental ocupada y el resto de Cisjordania, ya está en marcha una batalla masiva. Por un lado, los soldados israelíes, las excavadoras del ejército y los colonos judíos armados que de forma ilegal están en dichas tierras palestinas llevan a cabo misiones diarias de desalojo de familias palestinas, desplazamiento de agricultores, quema de huertos, demolición de viviendas y confiscación de tierras. Por otro lado, los civiles palestinos, a menudo desorganizados, desprotegidos y sin líderes, están contraatacando.


Los límites territoriales de esta batalla se encuentran en gran parte en la Jerusalén Oriental ocupada y en la llamada 'Área C' de Cisjordania, casi el 60% del tamaño total de la Cisjordania ocupada, que está bajo control militar israelí completo y directo. Ningún otro lugar representa el microcosmos perfecto de esta guerra desigual como el del vecindario de Sheikh Jarrah en la Jerusalén Oriental ocupada.


El 10 de marzo, catorce organizaciones palestinas y árabes emitieron un "llamamiento urgente conjunto a los Procedimientos Especiales de las Naciones Unidas sobre desalojos forzosos en Jerusalén Oriental" para detener los desalojos israelíes en la zona. Las sucesivas decisiones de los tribunales israelíes han allanado el camino para que el ejército y la policía israelíes desalojen a 15 familias palestinas (37 hogares de unas 195 personas) en el área de Karm Al-Ja'ouni en Sheikh Jarrah y el vecindario de Batn Al-Hawa en la ciudad de Silwan.


Estos desalojos inminentes no son los primeros ni serán los últimos. Israel ocupó la Jerusalén oriental palestina en junio de 1967 y la anexó formalmente, aunque ilegalmente, en 1980. Desde entonces, el gobierno israelí ha rechazado con vehemencia las críticas internacionales a la ocupación israelí y ha calificado a Jerusalén como la "capital eterna e indivisa de Israel". .


Para asegurar que su anexión de la ciudad sea irreversible, el gobierno israelí aprobó el Plan Maestro 2000 , un esquema masivo que fue emprendido por Israel para reorganizar los límites de la ciudad de tal manera que aseguraría una mayoría demográfica permanente para los judíos israelíes en el país. a expensas de los habitantes nativos de la ciudad. El Plan Maestro no era más que un anteproyecto para una campaña de limpieza étnica patrocinada por el estado, que vio la destrucción de miles de hogares palestinos y el posterior desalojo de numerosas familias.


Si bien los titulares de las noticias ocasionalmente presentan los desalojos habituales de familias palestinas en Sheikh Jarrah, Silwan y otras partes de Jerusalén Oriental como si se tratara de un asunto que involucra reconvenciones de residentes palestinos y colonos judíos, la historia es, de hecho, una representación más amplia de la historia moderna de Palestina. 


De hecho, las familias inocentes que ahora se enfrentan al “riesgo inminente de un desalojo forzoso” están reviviendo su pesadilla ancestral de la Nakba: la limpieza étnica de la Palestina histórica en 1948.


Dos años después de que los habitantes nativos de la Palestina histórica fueran desposeídos de sus hogares y tierras y limpiados étnicamente por completo, Israel promulgó la llamada Ley de Propiedad de los Ausentes de 1950.


La ley, que, por supuesto, no tiene validez legal o moral, simplemente otorgó las propiedades de los palestinos que fueron desalojados o huyeron de la guerra al Estado, para hacer con ellas lo que le plazca. Dado que a esos palestinos "ausentes" no se les permitía ejercer su derecho al retorno, según lo estipulado por el derecho internacional, la ley israelí era un robo al por mayor sancionado por el estado. En última instancia, tenía como objetivo lograr dos objetivos: uno, garantizar que los refugiados palestinos no regresen o intentar reclamar sus propiedades robadas en Palestina y, dos, dar a Israel una cobertura legal para confiscar permanentemente tierras y hogares palestinos.


La ocupación militar israelí del resto de la Palestina histórica en 1967 requirió, desde una perspectiva colonial israelí, la creación de nuevas leyes que permitieran al Estado emprender la empresa de asentamientos ilegales y reclamar aún más propiedades palestinas. Esto tuvo lugar en 1970 bajo la forma de Ley de Asuntos Jurídicos y Administrativos. Según el nuevo marco legal, solo a los judíos israelíes se les permitió reclamar tierras y propiedades perdidas en áreas palestinas.


Gran parte de los desalojos en Jerusalén Oriental tienen lugar en el contexto de estos tres argumentos jurídicos extraños e interconectados: la Ley de Ausentes, la Ley de Asuntos Jurídicos y Administrativos y el Plan Maestro 2000. Entendidos en conjunto, se puede descifrar fácilmente la naturaleza del esquema colonial israelí en Jerusalén Este, donde individuos israelíes, en coordinación con organizaciones de colonos, trabajan juntos para cumplir la visión del Estado.


En su llamamiento conjunto, las organizaciones palestinas de derechos humanos describen el flujo de cómo las órdenes de desalojo, emitidas por los tribunales israelíes, culminan en la construcción de asentamientos judíos ilegales. Las propiedades palestinas confiscadas generalmente se transfieren a una sucursal dentro del Ministerio de Justicia israelí llamada Custodio General de Israel. Este último agarra estas propiedades hasta que sean reclamadas por judíos israelíes, de acuerdo con la Ley de 1970. Una vez que los tribunales israelíes legalizan los reclamos legales de los judíos israelíes sobre las tierras palestinas confiscadas, estos individuos a menudo transfieren sus derechos de propiedad o administración a las organizaciones de colonos. En poco tiempo, estas últimas organizaciones utilizan la propiedad recién adquirida para ampliar los asentamientos existentes o para iniciar otros nuevos.


Si bien el Estado israelí afirma desempeñar un papel imparcial en este esquema, en realidad es el facilitador de todo el proceso. El resultado final se manifiesta en la escena siempre predecible, donde se iza triunfalmente una bandera israelí sobre una casa palestina y se asigna a una familia palestina una tienda de campaña proporcionada por la ONU y algunas mantas.


Si bien algunos pueden descartar la imagen de arriba como otro suceso rutinario y común, la situación en la ocupada Cisjordania y Jerusalén Oriental se ha vuelto extremadamente volátil. Los palestinos sienten que no tienen nada más que perder y el gobierno de Netanyahu está más envalentonado que nunca. El asesinato de Atef Hanaysha, y otros como él, es solo el comienzo de ese enfrentamiento inminente y generalizado.


viernes, 26 de marzo de 2021

La ONU denuncia la continua expansión de los asentamientos israelíes

 

La ONU denuncia la continua expansión de los asentamientos israelíes

La organización urge una vez más a las autoridades del país a detener inmediatamente estas actividades en territorios palestinos.


La ONU expresó este jueves su preocupación por la continuada expansión de los asentamientos israelíes en territorios ocupados y urgió una vez más a las autoridades del país a detener inmediatamente estas actividades.Más...

miércoles, 24 de marzo de 2021

Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas

 



Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas

Acción para resolver la situación de los derechos humanos en el territorio palestino ocupado, incluida Jerusalén Oriental, y la obligación de garantizar la rendición de cuentas y la justicia


En una resolución del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas https://undocs.org/es/A/HRC/46/L.31sobre la situación de los derechos humanos en el territorio palestino ocupado, incluida Jerusalén Oriental, y la obligación de garantizar la rendición de cuentas y la justicia, el Consejo insta a los Estados miembros a que sigan proporcionando asistencia de emergencia al pueblo palestino para aliviar la crisis financiera y la terrible situación socioeconómica y humanitaria, en particular en la Franja de Gaza. 

El Consejo insta además a Israel a que se asegure de que cualquier arresto, detención y / o juicio de niños palestinos se ajuste a la Convención sobre los Derechos del Niño, incluso absteniéndose de iniciar procesos penales contra ellos en tribunales militares que, por definición, no ofrecen las garantías necesarias para asegurar el respeto de sus derechos y que infringen su derecho a la no discriminación. 

El Consejo también hace hincapié en la necesidad de garantizar que todos los responsables de violaciones del derecho internacional humanitario y el derecho internacional de los derechos humanos rindan cuentas a través de los procedimientos correspondientes.

Los resultados de la votación fueron los siguientes:

Votos a favor (32): Alemania, Argentina, Armenia, Bangladesh, Bolivia, Burkina Faso, China, Costa de Marfil, Cuba, Dinamarca, Eritrea, Fiji, Francia, Gabón, Indonesia, Italia, Japón, Libia, Mauritania, México, Namibia, Países Bajos, Pakistán, Polonia, República de Corea, Federación de Rusia, Senegal, Somalia, Sudán, Uruguay, Uzbekistán y Venezuela.


En contra (6): Austria, Brasil, Bulgaria, Camerún, Malawi y Togo.


Abstenciones (8): Bahamas, República Checa, India, Islas Marshall, Nepal, Filipinas, Ucrania y Reino Unido.


[Nota del CSCA: Los puntos 5, 11 y 24 hacen referencia a aspectos sobre Jerusalén Oriental relevantes. Así, el punto 24 dice textualmente: 


"Pone de relieve la necesidad de que todos los responsables de vulneraciones del derecho internacional humanitario y el derecho internacional de los derechos humanos rindan cuentas de sus actos por conducto de mecanismos nacionales o internacionales de justicia penal apropiados, imparciales e independientes, y de que se otorgue a todas las víctimas un recurso efectivo que incluya una reparación integral, y destaca la necesidad de que se adopten medidas prácticas para alcanzar estos objetivos y así se haga justicia a todas las víctimas y se contribuya a la prevención de vulneraciones semejantes en el futuro"]​


martes, 23 de marzo de 2021

Martes , 30 de marzo DÍA DE LA TIERRA PALESTINA

 


Aragón dice NO al tren del apartheid israelí




 

Crowdfunding para sufragar los gastos ocasionados por la incursión de las fuerzas de ocupación a las oficinas de HWC

 



Crowdfunding para sufragar los gastos ocasionados por la incursión de las fuerzas de ocupación a las oficinas de HWC

Este proyecto se plantea para poder sufragar los gastos de la incursión la madrugada del 8 de marzo, de las fuerzas israelíes de ocupación a la sede de Health Work Committees, HWC (Comités de Trabajo en Salud) en Ramallah, Palestina.
Cualquier persona puede contribuir económicamente a esta campaña haciendo sus donaciones a través de esta plataforma.


lunes, 22 de marzo de 2021

Seminario: "Retos y estrategias internacionales para que CAF se baje del tren del apartheid israelí"



Humsa al Bqai'a, la aldea palestina que Israel lleva meses intentando borrar del mapa

 

sábado, 20 de marzo de 2021

Propuesta en el Congreso para impulsar una nueva conferencia de paz entre Israel y Palestina


 Propuesta en el Congreso para impulsar una nueva conferencia de paz entre Israel y Palestina


Se ha registrado una Proposición no de ley en el Congreso de los Diputados para su discusión en la Comisión de Asuntos Exteriores reclamando que se impulse una nueva Conferencia de Paz entre Israel y Palestina. Esta propuesta se hace recordando el aniversario de las que hubo en Madrid hace 30 años y la no finalización del estado de ocupación.

Los grupos firmantes de esta proposición no de ley (orientativa para la actuación del gobierno) son el Socialista, Unidas Podemos-En Comú Podem-Galicia en Común, BNG, Nueva Canarias, Más País-EQUO, ERC, Compromis, PNV y EH Bildu.

La Mesa de esa Comisión tiene que fijar la fecha de su toma en consideración para su discusión.  




jueves, 18 de marzo de 2021

El PMRS y el PCHR lanzan un informe conjunto: "Determinantes sociales de la salud en la Franja de Gaza"


 El PMRS y el PCHR lanzan un informe conjunto: "Determinantes sociales de la salud en la Franja de Gaza"


 El martes 16 de marzo de 2021, la Sociedad Palestina de Ayuda Médica (PMRS) y el Centro Palestino de Derechos Humanos (PCHR) publicaron un nuevo informe: "Determinantes sociales de la salud en la Franja de Gaza". El informe pretende abordar los elementos sociales que determinan la salud y las desigualdades sanitarias en la Franja de Gaza e instan a los responsables de la toma de decisiones y a las partes interesadas a tomar medidas para intentar mejorar los sectores de la salud, la educación y la vivienda, así como las políticas sociales y políticas. El informe da datos a los responsables de la toma de decisiones sobre el impacto de sus decisiones en la salud de la población de la Franja de Gaza.


Cabe señalar que el informe utilizó fuentes primarias y secundarias y revisó documentos y literatura nacional e internacional, además de entrevistas en profundidad con cinco recursos clave de la Franja de Gaza.


El informe contiene datos sobre los determinantes sociales de la salud según los siguientes temas: acceso a la educación y su calidad; estabilidad económica; factores medioambientales; situación política; sistema sanitario; políticas, leyes y reglamentos sanitarios; factores sociales y culturales; comportamiento individual; y factores biológicos y genéticos.


El informe ofrece una serie de conclusiones, entre las que destacan:

- La prolongada ocupación israelí ha tenido un impacto negativo en las condiciones sociales y económicas de la población palestina, que afecta a la salud de la población.

- Las restricciones a la circulación de personas y bienes es uno de los principales determinantes de la salud en la Franja de Gaza, por sus efectos adversos en la salud humana.

- En cuanto al sistema educativo, se observa un aumento de la tasa de alfabetización, pero de mala calidad. En ello influyen principalmente varios factores: la repetida escalada militar israelí, los frecuentes cortes de electricidad durante largas horas, los recortes salariales, la jubilación anticipada de los funcionarios y la mala situación social y económica de la población de Gaza.

- La mayoría de la población de Gaza depende de la ayuda humanitaria para sobrevivir, sin poder acceder a la educación, la sanidad, el vestido y el alojamiento.

- Más de la mitad de la población de la Franja de Gaza es pobre, teniendo en cuenta el impacto negativo de la pobreza en la salud.

- Alrededor de dos tercios de los jóvenes (entre 19 y 29 años) de la Franja de Gaza están desempleados, lo que repercute negativamente en su salud física y mental.

- La población de la Franja de Gaza tiene deficiencias en la calidad y cantidad del agua, cortes recurrentes de electricidad y eliminación inadecuada de aguas residuales y residuos sólidos, lo que afecta negativamente a su salud.

- El sistema sanitario de Gaza carece de una base de datos unificada y precisa para los determinantes sociales de la salud.

- Las instalaciones sanitarias están agotadas y no pueden satisfacer las necesidades médicas de la población, ya que la escasez de medicamentos y suministros médicos pone en peligro la salud de la población.

- Existe una preocupante brecha de género en el mercado laboral, donde la tasa de desempleo entre las mujeres es un 1,68% superior a la de los hombres.


El informe también presenta recomendaciones, ya que pide a la comunidad internacional que ejerza presión sobre Israel para que levante el cierre impuesto a la Franja de Gaza y ponga fin a su ocupación del territorio palestino.  El informe también exige a los responsables políticos nacionales del sistema sanitario palestino que establezcan estrategias eficaces para tratar y mejorar los determinantes sociales de la salud y acabar con las desigualdades sanitarias.


Cabe mencionar que este informe se publica en el marco del proyecto "Promover, respetar y cumplir el derecho al más alto nivel posible de salud en la Franja de Gaza", ejecutado por PCHR en colaboración con el PMRS y financiado por la Unión Europea.




¿CÓMO SOBREVIVEN LOS SERVICIOS PÚBLICOS BAJO LA OCUPACIÓN? ZOOM SOBRE PALESTINA


 

miércoles, 17 de marzo de 2021

Más de cincuenta organizaciones piden al Gobierno de Pedro Sánchez que no sea cómplice de la ocupación israelí de Palestina y deje de participar en maniobras militares con Israel

 Rumbo a Gaza

www.rumboagaza.org
http://www.facebook.com/rumboagazaoficial

Más de cincuenta organizaciones piden al Gobierno de Pedro Sánchez que no sea cómplice de la ocupación israelí de Palestina y deje de participar en maniobras militares con Israel 

 Ante la participación de España en maniobras militares conjuntas con Israel en el marco de la OTAN, SNMG-2, iniciadas el pasado mes de febrero, diversas organizaciones han dirigido una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, los vicepresidentes Carmen Calvo y Pablo Iglesias, la ministra de Defensa Margarita Robles y la titular de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya, recordando la condición de potencia ocupante de Israel, su continuo desprecio al Derecha Internacional y los derechos de la población palestina. 

 En el escrito se insta al Gobierno a no ser cómplice de estas actuaciones colaborando y normalizando la ocupación y, por el contrario, se apliquen políticas efectivas y coherentes con la defensa de la paz y del Derecho Internacional, con la gobernanza internacional, los Objetivos de Desarrollo Sostenible y la defensa de los Derechos Humanos. 

 


Madrid, 15 de marzo de 2021

Estimado Sr. presidente:

España está participando en maniobras militares de la OTAN junto a Israel . 1

No es la primera vez que esto ocurre. Ya se realizaron conjuntamente ejercicios

militares poco antes de la última invasión israelí del Líbano y, ahora,

participando en el SNMG-2.

La política de normalización de la ocupación israelí de los territorios palestinos

pasa por considerarlo un país 'normal', que no ocupa ilegalmente un territorio,

que no instala colonias en territorio palestino (consideradas “ilegales” por

Naciones Unidas), que no está acusado de crímenes de guerra y de lesa

humanidad, que no bloquea a la palestina Gaza desde hace décadas, que no

expropia más tierras, expolia el gas de Gaza y expulsa a sus habitantes

originarios, tal como ocurre todos los días en Jerusalén y en otras partes de la

Palestina histórica; que no dispone de una legislación racista discriminatoria de

la población palestina practicando con ésta el apartheid. Finalmente, que asalta

viviendas, destruye el aeropuerto de Gaza construido con apoyo de los

impuestos de la ciudadanía española, y otros bienes, sin ofrecer indemnización

alguna, que piratea barcos, pesqueros o embarcaciones de ciudadanos

pacíficos, entre ellos españoles de las diferentes acciones de la Flotilla de la

Libertad, en aguas palestinas o internacionales.

España compra y vende armas, drones y otros artefactos a dicho Estado

ocupante. 

Con actos como estas maniobras militares, la compraventa de productos

militares, la ausencia de sanciones o penalizaciones que impliquen la total

exclusión de concursos o licitaciones de empresas españolas que participan en

la colonización, como la empresa Construcciones y Auxiliar del Ferrocarril (CAF),

o que comercian con las ilegales colonias sionistas, se desprecian los valores de

defensa del Derecho Internacional, apoyando de facto la política de

normalización de los crímenes israelíes.

Por todo ello, reclamamos al Gobierno presidido por Vd., y a los partidos que le

apoyan que den las instrucciones oportunas para que no se participe en

ejercicios militares con ejércitos de ocupación, se anule cualquier compraventa

de bienes militares y se deje de apoyar a la industria y las empresas israelíes

que suministren a ese ejército ocupante; y que no se apoye la política de

colonización israelí ni a las empresas que la faciliten.

Cumplir con las peticiones anteriores sería coherente con la defensa de la paz y

del Derecho Internacional, con la gobernanza internacional y los Objetivos de

Desarrollo Sostenible. Por contra, seguir los actuales derroteros no se diferencia

de las políticas de complicidad con la impunidad israelí, y sólo confirmaría el

apoyo a la ley de la fuerza, el supremacismo y, en definitiva, la normalización

israelí de la conquista, la discriminación y el apartheid frente al pueblo palestino

y, de paso, el ninguneo de los derechos humanos y del Derecho internacional.

Como viene siendo hasta ahora.

Su Gobierno, aparte de ofrecer alguna cooperación económica atenuante de la

situación palestina, ¿se mostrará coherente con el Derecho Internacional o

cómplice y normalizador de la ocupación?

Atentamente.

Entidades firmantes:

ADNV (Acción directa Noviolenta de Canarias)

AEDIDH

Alternativa Antimilitarista.Moc Las Palmas

Antifascistas Elsa Wolff (Canarias)

Asamblea Andalucía

Asociación Comunidad Palestina en Canarias

Asociación Pablo Torriente Brau

BDS Almeria

Unión Insular de CCOO de Gran Canaria 

Centre Delàs d'Estudis per la Pau

CIG Galiza

Comité de Solidaridad con los Pueblos-Interpueblos de Cantabria

Coordinadora Sindical Canarias/España de Apoyo al Pueblo Saharaui * COSCAPS

Mairena Solidaria

Mujeres de Negro contra la guerra. Sevilla

Mujeres por la Paz - Acción Solidaria con Palestina

Paz con Dignidad

Plataforma de Sevilla contra la guerra

Plataforma de Solidaridad con Palestina de Sevilla

Plataforma Stop Feria de Armas de Sevilla

Red Roja

RESCOP

RESCOP es una red formada por:

Albacete con Palestina, Asociación Al Quds de Solidaridad con los Pueblos del

Mundo Árabe (Málaga), Asociación Andaluza por la Solidaridad y la Paz (ASPA),

Asociación Comunidad Hispano-Palestina Jerusalén Asociación Pro Derechos

Humanos Andalucía (Cádiz), BDS Canarias, BDS Castelló, BDS Girona, BDS

Granada. BDS Guipuzkoa, BDS Madrid, BDS País Valencià, BDS Zaragoza, Biladi

(Bizkaia), Centro de Estudios Rurales y de Agricultura Internacional (CERAI),

Coalició Prou Complicitat amb Israel,

Comité Solidaridad con la Causa Árabe, Comité de Solidaridad con los PueblosInterpueblos de Cantabria, Comunidad Palestina en Canarias, Coordinadora

Andalucía con Palestina, IZAR, Mujeres por la paz, Palestina toma la calle,

Pallasos en Rebeldía, Paz con Dignidad, Plataforma Solidaria con Palestina de

Valladolid, Red Internacional Judía Antisionista, Sodepaz Balamil de Valladolid y

Unadikum.

Rumbo a Gaza

Sodepaz Balamil

Solidaridad Internacional de Andalucía

USO

https://www.defensa.com/otan-y-europa/flota-naval-otan-encabezada-espana-llega-i

martes, 16 de marzo de 2021

Concentración 23 de marzo. CAF: Aragón dice NO al tren del apartheid isrealí


 

Concentración 23 de marzo. CAF: Aragón dice NO al tren del apartheid isrealí

Concentración 23 de marzo, 19.00h, Plaza de España.

CAF: Aragón dice no al tren del apartheid israelí

 Sigue la campaña en http://www.foropalestina.org/p/caf-aragon-dice-no-al-tren-del_14.html


Foro Palestina Libre de Zaragoza
foropalestina@gmail.com
www.foropalestina.org

sábado, 13 de marzo de 2021

La campaña sobre CAF en Palestina divide a los grupos en el Parlamento navarro‬

 ‪La campaña sobre el proyecto de tranvía de CAF en Palestina ha llegado al Parlamento de Nafarroa, donde ha quedado patente la división entre los grupos ante una obra que sus opositores denuncian que «desprecia el derecho internacional»


Protesta en el Tranvía de Jerusalén. (BDS CAF EUSKAL HERRIA)
El Parlamento navarro ha escuchado la denuncia contra el proyecto de CAF en Jerusalén para construir un tranvía, del que representantes de Internazionalistak Auzolanean y trabajadores de Trenasa han asegurado que «desprecia el derecho internacional». Más...

viernes, 12 de marzo de 2021

Las profundas heridas de Líbano nunca se cierran


 Una bandera libanesa y la quema de unos neumáticos durante una protesta contra los cortes de energía, el alto costo de vida y el bajo poder adquisitivo de la libra libanesa.  EFE

Aunque hace solo unos meses casi nadie imaginaba que la situación libanesa pudiera deteriorarse más, la realidad ha demostrado lo contrario. Las crisis política y económica han conducido al país al peor momento de su historia reciente

La crisis de Líbano cada día se aproxima más al colapso general. No es una amenaza nueva pero en las últimas semanas se ha agravado de manera excepcional, como puede observarse a diario tanto en Beirut como en otras muchas localidades de este pequeño país que sufre una maldición bíblica desde hace décadas.Más....

martes, 9 de marzo de 2021

La ocupación israelí irrumpe en la sede de los Comités de Trabajo de Salud y causa estragos

 

La ocupación israelí irrumpe en la sede de los Comités de Trabajo de Salud y causa estragos





 Comunicado de la Health Work Committees

La ocupación israelí irrumpe en la sede de los Comités de Trabajo de Salud y causa estragos

Las fuerzas de ocupación israelíes allanaron la sede de los Comités de Trabajo de Salud en Satah Marhaba barrio de la ciudad de Al-Bireh en las primeras horas de la mañana del lunes, 3/8/2021. Según testigos y vecinos, las fuerzas del Ejército rodearon el edificio, prohibieron el movimiento de cualquier habitante dentro del edificio y arrancó violentamente las puertas principales de los dos pisos pertenecientes a la organización. La operación de allanamiento y búsqueda continuó durante varias horas.

Por la mañana, HWC inspeccionó el lugar y descubrió que los soldados de ocupación destrozaron  todos los ordenadores de los distintos departamentos de la organización y confiscó todos los dispositivos de almacenamiento en disco, además de destrozar documentos  y varios archivos y dejar atrás algunos de los sobres vacíos para guardar los materiales confiscados. La operación de incursión incluyó el desalojo y rompiendo la puerta principal e interior, además de sabotear el lugar y desmantelar todos los  dispositivos informáticos, sabiendo que las entradas a la organización y sus departamentos internos contienen numerosos emblemas internacionales reconocidos que indican la naturaleza de su labor en el ámbito civil y campo de la salud humanitaria.

Al mismo tiempo, los soldados de ocupación arrestaron a Tayseer Abu Sharbak (46) desde su casa en Umm al-Barrio de Sharayet, después de registrar su casa y confiscar algunas de sus pertenencias personales, y llevándolo a un destino desconocido, según su familia.  Abu Sharbak es un empleado de la Departamento de Contabilidad de los Comités de Trabajo de Salud.

Los Comités de Trabajo de Salud condenan este comportamiento criminal de las autoridades de ocupación, ya que no es la primera vez. Y convoca a las instituciones locales e internacionales de salud y derechos humanos trabajar seriamente para exponer y perseguir la ocupación debido a sus prácticas contra los palestinos, organizaciones y sus trabajadores en contravención de las reglas y leyes de las leyes internacionales. Garantizar la protección y la libertad del trabajo de las organizaciones civiles y humanitarias bajo ocupación.

Los Comités de Trabajo de Salud afirman su intención de avanzar en la provisión de su salud y servicios de desarrollo a nuestro pueblo, y que las prácticas de ocupación no lo desalentarían de su deberes hacia los palestinos, a los que está acostumbrado desde 1985.

HEALTH WORK COMMITTEES 

Ramallah 8 /  Marzo / 2021


El abuso del poder presidencial para emitir leyes debe cesar inmediatamente: El PCHR condena la nueva ley por decreto que pospone las elecciones sindicales

 El abuso del poder presidencial para emitir leyes debe cesar inmediatamente: El PCHR condena la nueva ley por decreto que pospone las elecciones sindicales



Centro Palestino de Derechos Humanos (PCHR)

Traducción CSCA


El 5 de marzo de 2021, el presidente palestino promulgó una ley por decreto para posponer las elecciones sindicales y gremiales durante 6 meses a partir de la fecha de su promulgación. El Centro Palestino para los Derechos Humanos (PCHR) expresa su condena a la insistencia del presidente en seguir abusando de sus poderes constitucionales para emitir leyes por decreto, previstas sólo en casos extremos de necesidad, y subraya que el aplazamiento de las elecciones sindicales es una violación de las libertades públicas inaceptable e injustificada.


 Esta ley por decreto se enmarca en una serie de leyes promulgadas por el presidente palestino que atentan contra las libertades públicas y el Estado de derecho, ya que el presidente promulgó anteriormente 3 leyes por decreto que socavaban la independencia del poder judicial. Asimismo, el presidente promulgó una ley por decreto para restringir el derecho a formar asociaciones de manera que viola todas las obligaciones internacionales de Palestina y anula el significado de los derechos y la libertad.


El PCHR subraya que la sincronización de las elecciones sindicales y legislativas no constituye ningún problema; por el contrario, las elecciones sindicales contribuyen a enriquecer la experiencia democrática y le dan importantes indicadores. Por lo tanto, el PCHR se pregunta por los verdaderos motivos de la promulgación de esta ley por decreto, que no puede justificarse de ninguna manera.


El PCHR advierte que la promulgación de leyes por decreto por parte del presidente palestino contribuye a envenenar el ambiente político mientras se realizan los preparativos para celebrar elecciones legislativas y presidenciales en una fase muy delicada en la que los palestinos aspiran a poner fin a la división palestina a través de las elecciones. El PCHR afirma que la celebración de elecciones libres y justas necesita un entorno positivo que respete los derechos y las libertades y que esté libre del monopolio de la toma de decisiones, especialmente en lo que respecta a los derechos y las libertades.


El PCHR subraya que la formación de sindicatos, asociaciones y organizaciones populares es un derecho constitucional de acuerdo con el Artículo (26) Párrafo (2) de la Ley Básica. Por lo tanto, las restricciones a este derecho sólo pueden imponerse en las condiciones y los motivos identificados por las normas internacionales pertinentes en el artículo (8) del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales vinculante para Palestina como Estado Parte desde 2014. Asimismo, el PCHR enfatiza que la emisión de la ley por decreto para posponer las elecciones sindicales carece de validez; por lo tanto, su emisión se considera una grave violación de las obligaciones internacionales de Palestina y una violación de la Ley Básica Palestina.


 PCHR afirma su total rechazo a la política sistemática llevada a cabo por el presidente palestino al monopolizar la toma de decisiones e imponer hechos legales contrarios al interés público; PCHR exige la revocación de todas las leyes por decreto que socavan el estado de derecho y las libertades públicas, especialmente las relacionadas con el poder judicial palestino y el derecho a formar asociaciones.


PCHR hace un llamamiento al presidente palestino para que revoque inmediatamente la decisión de posponer las elecciones sindicales y las celebre a tiempo.


 


PCHR insta a todos los sindicatos y organizaciones populares a que adopten una posición clara y firme en relación con esta flagrante interferencia en las elecciones sindicales para disuadir de tal infracción de su trabajo, sus derechos y sus libertades.

...


Día Internacional de la Mujer: El PCHR reitera su llamamiento a aunar esfuerzos para mejorar la realidad de las mujeres palestinas



Día Internacional de la Mujer: El PCHR reitera su llamamiento a aunar esfuerzos para mejorar la realidad de las mujeres palestinas

Centro Palestino de Derechos Humanos (PCHR)
Traducción CSCA
El 8 de marzo se celebra el Día Internacional de la Mujer, proclamado por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1977, para asegurar que todas las mujeres del mundo disfruten de sus derechos garantizados por el derecho internacional. Este año, lo celebramos en tiempos peculiares, ya que la pandemia complicó y empeoró las condiciones de las mujeres en todo el territorio palestino ocupado (TPO) en lo social, en lo económico y en lo que respecta a su salud. Mientras tanto, otros factores que socavaban los derechos de las mujeres antes de la pandemia siguen existiendo al igual que sus implicaciones en la vida de las mujeres, como la ocupación y la división interna palestina.

La ocupación israelí mantuvo su práctica de cometer multitud de violaciones contra los palestinos, en particular contra las mujeres que -como grupo- han pagado un precio muy alto, especialmente las (39) mujeres que están encarceladas en la prisión israelí de Damon [esta prisión está en el lado israelí, contraviniendo nuevamente la Convención de Ginebra]. A pesar de las obligaciones impuestas por el Cuarto Convenio de Ginebra y el Protocolo I de 1977 de garantizar la prestación de atención y ayuda a los reclusos y reclusas en la medida en que lo necesiten, el Servicio Penitenciario Israelí les privó de medios de prevención y seguridad, como desinfectantes y materiales de limpieza y desinfectantes. Además, el Servicio Penitenciario Israelí no proporcionó ninguna directriz que protegiera a los presos de contraer Covid-19.

En cuanto al ámbito interno palestino, el Covid-19 afectó significativamente a las condiciones sanitarias, económicas, sociales y jurídicas de las mujeres, ya que las medidas de precaución adoptadas por el gobierno palestino para frenar el brote de la pandemia de Covid-19 aumentaron el sufrimiento y las cargas de las mujeres. Además, muchas mujeres se vieron afectadas negativamente por la pandemia al perder su trabajo y sus fuentes de ingresos. En cuanto a la salud y la pandemia, según el Ministerio de Salud palestino, en Palestina se infectaron con Covid-19 más mujeres que hombres. Además, el acceso de las mujeres y las niñas a los tratamientos y servicios médicos se complicó ante el brote de Covid-19, ya que muchos recursos sanitarios se han desviado para casos de emergencia y urgencia. En consecuencia, el acceso de las mujeres a los servicios de salud sexual y reproductiva y de maternidad se vio afectado negativamente, sobre todo por la escasez de recursos sanitarios, especialmente en la Franja de Gaza.

El impacto de la pandemia no sólo afectó a la salud o al bienestar económico de las mujeres, ya que la violencia doméstica se disparó durante el periodo de cierre. Las estadísticas oficiales realizadas por el Ministerio de Asuntos de la Mujer indican que la violencia doméstica aumentó significativamente durante el bloqueo impuesto por el gobierno palestino. Sin embargo, la violencia mental fue la más documentada, que alcanzó el (55%) del número total de casos denunciados de violencia contra las mujeres. Además de la violencia económica (53%), la violencia social (27%), la violencia verbal (24%) y la violencia física, que aumentaron durante la pandemia de Covid-19.

Las encuestas han indicado que el (88%) de las mujeres con discapacidades fueron objeto de varios tipos de violencia de género, como la violencia económica, social, física, mental y verbal, y que el (47%) de las mujeres buscaron protección durante la pandemia. Las estadísticas de PCHR indicaron que, durante 2020, PCHR proporcionó (2.399) consultas legales, y documentó el asesinato de (5) mujeres en el territorio palestino ocupado por motivos de violencia de género; (3) en Cisjordania y (2) en la Franja de Gaza.

Con el deterioro de las condiciones económicas, sociales y sanitarias de las mujeres provocado por la pandemia del Covid-19, aparecieron intentos de infringir y restringir las libertades públicas, ya que el 14 de febrero de 2021 el Consejo del Tribunal Superior de la Sharia emitió una circular judicial con nuevas restricciones de viaje contra las mujeres. Esta decisión imponía restricciones al derecho de las mujeres a viajar, lo que constituye una grave violación de las libertades públicas; la decisión fue ampliamente rechazada por el PCHR y otras organizaciones de la sociedad civil y consiguió que se modificara.

Al comienzo del año 2021, se reavivaron las esperanzas democráticas después de que el presidente palestino, Mahmud Abbas, promulgara una ley por decreto por la que se convocaban elecciones generales en Cisjordania, incluida la Jerusalén Oriental ocupada, y en la Franja de Gaza. De este modo, se renovaron los llamamientos para mejorar la participación política de las mujeres, exigiendo que las palestinas tengan una representación justa en las funciones de toma de decisiones y esperando que las elecciones brinden la oportunidad de colaborar para presionar a los responsables de la toma de decisiones para que eliminen todas las formas de discriminación contra las mujeres. Otro objetivo del movimiento por los derechos de la mujer es contar con leyes justas para los derechos de la mujer, que sean aplicables en todo el territorio palestino. También es imperativo contar con políticas adecuadas que garanticen la integración de las mujeres palestinas en los puestos de responsabilidad de las instituciones privadas y públicas, con el fin de potenciar su resistencia a través de las próximas listas electorales.

El PCHR felicita a las mujeres palestinas con motivo del Día Internacional de la Mujer y renueva su apoyo a las mujeres allí donde se encuentren.

El PCHR afirma que las mujeres viven condiciones humanitarias muy duras, especialmente durante la pandemia, y como resultado de la división y la ocupación israelí. Por ello, el PCHR hace hincapié en la necesidad de ofrecer protección a las mujeres y niñas palestinas, y exige

1.      El Consejo de Derechos Humanos y los órganos contratantes de los tratados internacionales, especialmente la CEDAW, que trabajen para investigar las graves y sistemáticas violaciones israelíes de los derechos de las mujeres.

2.      A la sociedad civil, especialmente en esta etapa significativa en la que se han iniciado los preparativos para las elecciones generales, que trabaje conjuntamente para practicar presión sobre los responsables de la toma de decisiones para que incluyan en las plataformas de los candidatos la eliminación de todas las formas de discriminación contra las mujeres estipuladas en las leyes palestinas y la adopción de la ley de familia de forma que se garantice la plena protección de las mujeres y se promueva una familia sana y estable.

3.      Que el presidente palestino adopte una ley de protección contra la violencia familiar y armonice las leyes nacionales con las convenciones internacionales, en particular la Convención sobre los Derechos del Niño y la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer.

4.      Que el Gobierno palestino establezca mecanismos claros, justos, imparciales y transparentes para proteger a las mujeres en la Franja de Gaza y Cisjordania

5.      Que los organismos gubernamentales amplíen las ayudas a las mujeres trabajadoras que se vieron afectadas por el Covid-19, especialmente a las que mantienen familias que incluyen niños, para que las ayudas incluyan a todas las mujeres trabajadoras de los diferentes sectores y puedan satisfacer sus necesidades y las de sus hijos y mantener su seguridad alimentaria.

6.      Que la sociedad palestina respete a las mujeres y aprecie su papel en la lucha contra la ocupación y que aumente su resistencia a largo plazo en medio de estas difíciles circunstancias.

Carta interregional a la Comisión Europea sobre la legislación de la UE sobre diligencia debida en materia de derechos humanos

Carta interregional a la Comisión Europea sobre la legislación de la UE sobre diligencia debida en materia de derechos humanos   En mayo de ...