lunes, 6 de marzo de 2023

Raji Sourani reclama coherencia al gobierno español y apoyo a la causa palestina CSCA.


 Raji Sourani, fundador del Centro Palestino por los Derechos Humanos (PCHR). FOTO DE SANDRA BARRILARO


Raji Sourani reclama coherencia al gobierno español y apoyo a la causa palestina
 
CSCA. 

Raji Sourani, director del Centro Palestino de Derechos Humanos, PCHR (en sus siglas inglesas), vino a nuestro país invitado por el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe para hacer un apretado programa de trabajo, del 28 de febrero al 3 de marzo de 2023. El programa ha incluido una conferencia pública, entrevistas con la responsable del PSOE de asuntos exteriores, Hana Jalloul; en el Congreso con el diputado de UP, Enrique Santiago; con la Dirección General para el Magreb, Mediterráneo y Oriente Próximo; y con la Agencia Española de Cooperación (AECID). 

Además, ha sido entrevistado por la agencia EFE, tanto para televisión, como por su soporte escrito; Mundo Obrero; Radio Nacional, para Radio Exterior en lengua árabe; la televisión palestina; El Periódico de España y la cadena de Prensa Ibérica; eldiario.es; y El País.

En todas las reuniones y entrevistas, Raji Sourani ha explicado que las víctimas palestinas siguen reclamando justicia. Y que no podemos decepcionarles. La respuesta de Occidente a Ucrania y Palestina muestra la aplicación selectiva de los derechos humanos. Hay que seguir la lucha.

En sus intervenciones, primero recuerda que el sistema judicial israelí forma parte del engranaje de la ocupación y colonización: legalizan las expropiaciones y los asentamientos, los crímenes de lesa humanidad, crímenes extrajudiciales, la tortura, la detención administrativa, las leyes racistas como la ley de ausentes o la Nación Estado Judío, etc. 

Entonces, el equipo del Centro Palestino de Derechos Humanos, tras contrastar la inutilidad de la justicia israelí que forma parte de las instituciones del país de la ocupación, colonización y apartheid, intentó utilizar la posibilidad de presentar demandas en diversos países contra los dirigentes israelíes que, concretamente, han dirigido actos considerados de crímenes de guerra y de lesa humanidad. Aprovechando las normas existentes de Jurisdicción Universal. También en España, a través del Comité de Solidaridad con la Causa Árabe, con el caso Al Daraj

En todos los países, empezando en Bélgica, contra Ariel Sharon, ante la presentación de demandas, los gobiernos de esos países modificaron sus leyes nacionales para dejar impunes esos crímenes. En el caso de España, la Audiencia Nacional admitió la demanda del caso Al Daraj, arrojar una bomba de una tonelada de peso que destruyó un edificio, con el objetivo declarado de asesinar a un dirigente de Hamás, y dado la densidad de Gaza, y la altura del edificio destruido, murieron 14 personas, entre ellos cinco niños. El fiscal valoró que había habido crímenes de lesa humanidad y se dictaron varias misiones rogatorias. Ante las presiones de Israel y la sumisión del ministro de Zapatero, Moratinos, se cambió la ley de jurisdicción universal. Pero, además, el Tribunal Supremo consideró que en Israel la justicia es independiente y que su ejército hace investigaciones veraces. Posteriormente, en el caso del asalto israelí, en aguas internacionales, del Mavi Marmara, el CSCA y Rumbo a Gaza también acudimos a la Audiencia Nacional. En este caso, el PP hizo más restrictiva la ley de jurisdicción universal y el caso fue archivado, aunque con la salvedad de que si alguno de los acusados, por ejemplo, Netanyahu, viniera a España. el caso se podría reabriría y la policía española debería llevar a los acusados en presencia del juez. Bueno, pues, el tribunal Supremo modificó un auto firme para quitar esa salvedad.

La Corte Penal Internacional ante la presentación de una demanda por las Islas Camores, donde estaba registrada la bandera del Mavi Marmara, consideró que 10 asesinados, dado ese número limitado, no merecía abrir un proceso penal.

Las modificaciones de las normas de jurisdicción universal, con mayor o menor diferencia en otros países donde se han presentado demandas, ya impiden presentar nuevas demandas contra los criminales israelíes y otros.

De ahí, que el PCHR, junto a otras organizaciones, vieron en la Corte Penal Internacional un último recurso para reparar la injusticia y que las víctimas puedan exigir una rendición de cuentas. Primero, se tuvo que reconocer que Palestina tenía derecho a presentar demandas, frente a países como Alemania (Israel no es miembro de la CPI) que rechazaban su condición de Estado, tras su reconocimiento de Estado observador por la Asamblea de las Naciones Unidas. Después, como amicus curiae de la CPI, el PCHR y otras asociaciones han documentado y presentado casos ante la Corte Penal Internacional. Pero la investigación no avanza.

Y aquí viene una de las quejas que ha ido presentando Raji Sourani a sus diferentes interlocutores. El nuevo fiscal de la CPI, Karim Khan, alentado por Alemania, Estados Unidos y Reino Unido, no ha movido un centímetro el sumario. En lugar de eso, tras la invasión de Rusia a Ucrania (dos países no miembros de la CPI) ha obtenido grandes recursos, tiene 53 personas para recopilar casos de presuntos crímenes en ese conflicto y ha ido por lo menos 7 veces a la oficina de la CPI de Kiev, mientras que no ha ido ni una vez a Palestina, ni ha nombrado investigadores por los casos ya presentados referentes a los crímenes israelíes, ni nada. "Una justicia retardada, no es justicia. Los ucranianos tienen derecho a conseguir justicia. Su causa tiene un año como máximo de antigüedad, la de los palestinos han presentado la demanda en 2015 y los crímenes contra los palestinos es la más documentada de la historia. Una justicia polítizada, que se inclina por intereses de determinadas potencias, deja de ser justicia".

Ese ha sido uno de los elementos reiterados por Raji Sourani. Otro, ha sido su queja del comportamiento último del gobierno español, que se ha abstenido en la votación el 30 de diciembre de 2022, en la que se votaba la solicitud por parte de la Asamblea de las Naciones Unidas de un dictamen a la Corte Internacional de Justicia (la misma que hizo una Opinión Consultiva sobre el Muro israelí que penetra en la Cisjordania ocupada) sobre si la ocupación israelí que incluye toda su política de asentamientos y las leyes de apartheid supone una colonización y, por lo tanto, un crimen de lesa humanidad. El gobierno español, que no ha dado ninguna razón sobre su cambio de postura en política exterior, ha querido exculparse diciendo que votó, posteriormente, una declaración sin relevancia jurídica de apoyo a la Corte Internacional de Justicia. 

La deriva política exterior de este gobierno incluye visita de diputados a ver empresas de armamento israelí, mirar para otro lado la política israelí de ocupación o de su destrucción de bienes donados a los palestinos, el secuestro de la cooperante Juana Sánchez o la imposición de no acceder a territorio palestino de los eurodiputados Ana Miranda o Manu Pineda.

Por supuesto, en las visitas institucionales que Raji Sourani en las que ha participado Santiago González Vallejo, del Comité de Solidaridad con la Causa Árabe, han salido a colación las empresas españolas que participan y se lucran con la ocupación, CAF, Edreams, GMV, INECO, OSSA, SEMI y TYPSA y la falta de respuesta administrativa ante esas empresas o la dejación de actuación gubernamental ante el contrabando de las mercancías de los asentamientos o el simple comercio de estos que podría, con las normas actuales, estar prohibido.

Resumen del programa de actividades de Raji Sourani


Acto público donde participaron la Asociación Pro Derechos Humanos de España (APDHE), Comisiones Obreras (CCOO) y el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe y Rumbo a Gaza, en la sede de CCOO de Madrid, donde además de Raji Sourani, intervinieron, Paloma López, Secretaria General de CCOO de Madrid y Alejandra Ortega, responsable de países árabes, África, Asia y Organización Internacional del Trabajo de la Confederación de CCOO; Teresa Aranguren, periodista y miembro de la Junta Directiva de APDHE; D. Santiago González Vallejo, cofundador de CSCA.


 - Reunión en la sede del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) con Hana Jalloul, secretaria de Cooperación Política Internacional del PSOE, vicepresidenta de la Internacional Socialista. Como tema específico se trató que existe una Resolución aprobada en los Congresos de la Internacional Socialista de prohibir el comercio de cada uno de los países de gobiernos socialistas -no cumplida- con los asentamientos en los Territorios Ocupados. 

Dirección General para el Magreb, Mediterráneo y Oriente Próximo, donde criticó los recientes votos negativos y abstenciones de muchos países de Europa y específicamente de España en la Asamblea General de las Naciones Unidas, ese es un cambio negativo en la posición histórica de España y su apoyo al pueblo palestino.

 - Entrevista con la Agencia Española de Noticias (EFE), tanto TV como agencia escrita, en español e inglésRaji Sourani, abordó, además de los asuntos ya comentados, la valiente y coherente postura de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de suspender el hermanamiento de Barcelona con Tel Aviv. Ella ha recibido críticas de los mismos que la aplaudieron por haber suspendido el hermanamiento de Barcelona con San Petersburgo, tras la invasión rusa de Ucrania. Remarcó el doble rasero que práctica Occidente, la Unión Europea y diversos partidos al tratar los expedientes palestino y ucraniano que pondrá en peligro el Estado de derecho, el derecho internacional humanitario y el derecho internacional de los derechos humanos, y esta postura ha suscitado la indignación de los defensores de la justicia y el Estado de derecho en Palestina y en el mundo. Subrayó que el pueblo palestino nunca será una buena víctima y luchará por sus derechos a la dignidad, la justicia y la autodeterminación. Sourani añadió que, a pesar de los duros momentos y la pesada carga, el pueblo palestino no perderá la esperanza y nunca será una buena víctima de los criminales de guerra israelíes, y prevalecerá el optimismo estratégico de la victoria, el fin de la ocupación y el apartheid, y el ejercicio del derecho a la autodeterminación.

- También mantuvo entrevistas con la Radio Nacional de España, Radio Exterior en lengua árabe; Mundo Obrero; El Periódico de España y los diferentes medios de la cadena de Prensa Ibérica, en castellano, catalángallego e ingléseldiario.es y EL PAÍS.


 - En el Congreso de los Diputados tuvo una entrevista con el diputado Enrique Santiago, de Unidas Podemos y secretario general del Partido Comunista de España y el personal de su oficina. Durante la reunión, se subrayó que la posición europeo-estadounidense alienta a Israel y le concede inmunidad política y jurídica, gozando de impunidad y estando por encima de la ley. 

- Reunión con las responsables de cooperación de Palestina de la AECID. Ahora mismo, no hay cooperación española directa con las ONGs palestinas prohibidas por Israel. En principio, éstas pueden solicitar ayudas directamente o a través de ONGs españolas. 

Cabe destacar que, en diciembre de 2022, la APDHE otorgó a Raji Sourani el Premio Internacional de Derechos Humanos, el más importante de España, por su trayectoria y trabajo en el campo de los derechos humanos a propuesta del Comité de Solidaridad con la Causa Árabe.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Racismo y discriminación: El Gobierno israelí acelera demolición de casas palestinas en Jerusalén ocupada

  Racismo y discriminación: El Gobierno israelí acelera demolición de casas palestinas en Jerusalén ocupada Joan Mas Autonell EFE, 3 de marz...