martes, 17 de mayo de 2022

Actualización: Muhammad El Halabi y "Las Seis" Por Jonathan Kuttab

 



Actualización: Muhammad El Halabi y "Las Seis"
Por  Jonathan Kuttab
Publicado en fosna.org 

#Justice4Halabi
Muhammad Halabi, ex director de World Vision International en Gaza, lleva seis años encarcelado. Israel le acusó de canalizar millones de dólares en ayuda y material para el desarrollo a Hamás. Tras más de cien vistas, Israel no ha aportado ninguna prueba pública contra Habali, pero el juez y la fiscalía han mantenido el juicio, con interminables retrasos y prórrogas, mientras él languidece en la cárcel.

FOSNA y otras organizaciones se unieron en una campaña para pedir la liberación de Halabi, señalando que múltiples auditorías independientes han demostrado que no faltaba dinero de World Vision y que no se podían haber desviado fondos. Según el abogado de Halabi, Maher Hanna, el secreto y las restricciones que rodean el juicio sólo pretenden ocultar la superficialidad del caso y proteger al gobierno de la vergüenza, más que por cualquier necesidad legítima de seguridad.

El martes de esta semana, 10 de mayo, se produjo una escena tumultuosa en la audiencia de la 24ª prórroga ante el Tribunal Supremo israelí, con la asistencia de un numeroso grupo de diplomáticos, así como de manifestantes judíos. Alguien incluso izó una bandera palestina dentro de la sala y otro gritó en hebreo que se liberara a Halabi.

El juez del Tribunal Supremo estaba claramente frustrado y se sintió notablemente incómodo prorrogando la detención de Halabi una vez más en presencia de toda esa multitud de observadores. Emitió una orden para que el juez del tribunal de primera instancia le informara por escrito en un plazo de tres días sobre cuándo se emitiría su decisión en el caso Halabi.

El juez del tribunal de primera instancia respondió ayer que la decisión se anunciaría el 16 de junio. Por fin, después de los seis largos años que Halabi ha pasado detenido, sin condena, el juicio va a terminar, y podemos ver la luz (¡o al menos la certeza!) al final del túnel. Sería curioso ver si Halabi será liberado o qué justificaciones utilizará el juez para condenarlo.  

Todavía no sabemos cuál será la decisión, y sabemos que es muy raro que los tribunales israelíes emitan exoneraciones en casos de seguridad, sobre todo después de haber calumniado públicamente a Halabi y a World Vision como terroristas. Sin embargo, finalmente veremos una decisión y el juez tendrá que pronunciarse.

Les mantendremos informados sobre la decisión una vez que se haya tomado.


"Las Seis"

Hace más de seis meses, Israel designó a seis organizaciones de derechos humanos y de la sociedad civil como "organizaciones terroristas" basándose en pruebas secretas espurias. FOSNA, junto con muchos otros, desafió esta decisión y exigió que Israel proporcionara información pública detrás de sus acusaciones y, en su defecto, anulara la designación. Muchos de ustedes firmaron una petición a tal efecto, y hemos pedido a los congresistas estadounidenses, así como al Departamento de Estado de Estados Unidos, que aborden el asunto con las autoridades israelíes.

En una llamada realizada esta semana con Sha'wan Jabarin, director ejecutivo de Al-Haq, una de las seis organizaciones falsamente acusadas, nos enteramos de las siguientes novedades:

Al director de Bisan, una de las organizaciones, se le impidió viajar a través del puente Allenby entre Jordania y Cisjordania. Sin embargo, las autoridades israelíes, en respuesta a las preguntas de B'Tselem y otros, declararon que esto se debe a que es un antiguo preso y NO a que sea uno de "Los Seis".

A Sahar Francis, directora de Addameer, otra de las seis organizaciones en cuestión, se le impidió subir a un avión en Tel Aviv, en tránsito por Estados Unidos, cuando se dirigía a una conferencia en América Latina. Se le dijo que estaba en una "lista de exclusión aérea de Estados Unidos" y que no se le podía permitir subir al avión. En respuesta a las preguntas de la ACLU y otros, parece que nadie sabe quién incluyó el nombre de Sahar en la "lista de exclusión aérea". Los israelíes afirman que no solicitaron esa medida, y el Departamento de Estado de Estados Unidos dice que tampoco lo hicieron. Parece que nadie está dispuesto a admitir la adopción de ninguna medida contra ninguna de las seis organizaciones.

Mientras tanto, el Comisario húngaro de la Unión Europea, que es hostil a Los Seis y que canceló una subvención de financiación a una de ellas, está ahora en el punto de mira después de que los funcionarios de la UE que examinaron las "pruebas" de Israel contra Los Seis sean claros al afirmar que no vieron "ninguna prueba de que se hayan producido infracciones que afecten a los fondos de la UE" y que Israel no ha aportado ninguna "prueba concreta" que vincule a las seis organizaciones con el terrorismo. Es posible que en breve se presenten ante los tribunales de la UE acciones contra el comisario húngaro para justificar su cancelación de una subvención de la UE a una de las organizaciones.

Por último, seis meses después, el Departamento de Estado de Estados Unidos todavía no ha hecho públicos los resultados de su examen de las "pruebas" aportadas por Israel para justificar su designación de Los Seis como organizaciones terroristas.

En resumen, gracias al activismo de muchos de ustedes, se está presionando a Israel para que justifique esta designación o se abstenga de tomar cualquier medida contra las seis organizaciones o incluso para que amplíe la lista e incluya a muchas otras organizaciones de la sociedad civil que están en su radar. Esta reticencia de Israel se debe enteramente al impacto de la solidaridad transnacional y a los ojos vigilantes de la comunidad internacional.

Los que trabajamos por la justicia en Palestina/Israel a menudo nos encontramos desanimados, cuestionando si nuestros esfuerzos de defensa tienen algún efecto, o si somos simplemente una "voz clamando en el desierto". Estos últimos acontecimientos demuestran que nuestras actividades pueden tener, y de hecho tienen, un impacto positivo y suponen un freno real a las acciones de Israel. Llamando la atención del público sobre las injusticias, exigiendo la actuación de los funcionarios de nuestro gobierno y negándonos a aceptar "pruebas secretas" espurias que justifiquen las acciones de Israel, podemos, de hecho, tener un impacto.

Incluso cuando no logremos nuestros objetivos finales (en este caso, la libertad de Halabi o la anulación de la designación terrorista contra Los Seis), podemos al menos hacer una declaración audaz, exponer la fachada de mentiras y obligar a Israel a pagar un precio político y moral por sus acciones. Como mínimo, será menos probable que pueda reclamar el apoyo de las personas de buena voluntad o pretender que su régimen de apartheid tenga alguna legitimidad más allá de la que ha obtenido por la fuerza bruta y la intimidación.

Al conmemorar esta semana el 74º aniversario de la Nakba, la limpieza étnica planificada de los autóctonos palestinos de sus hogares y propiedades para dar paso a los colonos europeos, al reconocer la triste verdad de que el traslado forzoso de población sigue siendo una realidad para los palestinos hasta el día de hoy, y al llorar la trágica pérdida de la periodista palestino-estadounidense asesinada Shireen Abu Akleh (de Belén), encontremos esperanza en las pequeñas victorias y mantengámonos firmes en el conocimiento de que la verdad y la justicia acabarán prevaleciendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Carta abierta a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau / Carta oberta a la alcaldessa de Barcelona, Ada Colau

  Mai més per a ningú / Nunca más para nadie / Never again for anyone Carta abierta a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau / Carta oberta a ...